Contenidos Notas de Prensa Vídeos Foros Diccionario
Bienvenido al nuevo buscador de PuroMarketing. Nuestro sistema de búsqueda ha sido mejorado para proporcionar unos mejores resultados y mejor acceso a nuestros contenidos.
La tele está perdiendo la batalla frente a la red
El tiempo de visionado de televisión en España está declinando: el consumo de televisión lineal en España ha ido en progresivo descenso en los últimos años
La televisión empieza a perder tiempo de visionado frente a internet en España
602 Shares
  • Suscríbete a nuestra Newsletter

    Recibir todos nuestros contenidos y novedades en tu email
  • IL3-Universidad de Barcelona · Infórmate de los programas que más se adaptan a tus necesidades
  • Matricúlate en los másters de marketing digital, social media, ecommerce o mobile business
  • Modalidad Online o Semipresencial · Bolsa de Empleo y Prácticas · Becas de hasta el 65%
  • PURO MARKETING

    Una de las consecuencias de la irrupción y de la popularización de internet ha sido la creciente popularización de los contenidos que se sirven en esta plataforma y el impacto que esto ha tenido en las demás plataformas de contenidos. Esto es, a medida que la red se ha ido haciendo más y más popular y ha empezado a ofrecer más y más contenidos, el peso que los medios que hasta entonces estaban triunfando ha empezado a decaer. Y en esa contracción quienes han salido más perjudicados han sido los canales de televisión.

    La tele está perdiendo la batalla frente a la red. Los indicadores del enfriamiento de la televisión como medio dominante están ahí para quien quiera verlos. En primer lugar, la televisión está perdiendo en términos de publicidad. Para 2017 se espera que el gasto mundial publicitario en televisión sea del 35% del total. Internet se llevará el 36% de todo el gasto publicitario. En segundo lugar, los anunciantes están viendo la publicidad en televisión como algo obsoleto, ya que sus anuncios no permiten las mismas opciones y no son igual de ricos que los anuncios online. En tercer lugar, los más jóvenes están dejando de ver la televisión, lo que está produciendo un cambio demográfico que está afectando al consumo de contenidos. Y, finalmente, mientras el mercado publicitario no crece, la televisión está viendo como internet le está robando su trozo de la tarta.

    A esto hay que sumar los datos que llegan de algunos mercados concretos y que presentan notas muy complejas para la televisión. Estados Unidos, el mercado que suele funcionar como avanzadilla para el resto de mercados occidentales, ya da síntomas preocupantes para la tele, como el hecho de que cada vez más jóvenes deciden no ver la televisión tradicional y que más optan por convertirse en 'cortadores de cable' (dan de baja su suscripción de cable porque internet ya cubre sus necesidades de contenido).

    Mientras estos datos llegaban desde Estados Unidos, los datos en Europa Occidental no eran tan preocupantes, lo que hacía que las televisiones no se viesen tan amenazadas. Cierto es que el mercado es distinto y que en Europa los consumidores no necesitan cable para acceder a los canales más deseados de televisión, pero aun así los cambios demográficos y el peso creciente de internet también tendrán en algún momento un impacto en este mercado.

    Un estudio de IHS Markit ha analizado lo que está ocurriendo en Europa Occidental (se ha centrado en los cuatro países con el mercado más grande) con respecto al consumo de contenidos en televisión y cómo está cambiando la pauta de comportamiento con respecto al modo de acceder a ellos. Sus conclusiones son bastante interesantes. Por un lado, son una especie de bálsamo para las televisiones europeas, para quienes los datos no son tan terribles como para las estadounidenses. Pero por otro lado también son una llamada de atención.

    El VoD aún tiene que crecer en Europa

    En general, el estudio apunta que la mayoría del visionado de programas de televisión en Europa Occidental sigue ligado a la emisión en televisión. Los consumidores siguen viéndolo en el horario que lo emiten o en formatos que permiten ponerse al día. De hecho, según sus datos, la televisión no lineal (es decir, el VoD) ha tenido un boom en Reino Unido, pero está viviendo un comienzo mucho más lento en el resto de Europa. A los datos del estudio se podrían, sin embargo, puntualizar algunas cuestiones. Las cifras sobre las que se basan en el análisis son de 2015, pero en algunos de esos mercados (como es el caso de España) los motores del VoD no llegaron hasta finales de ese año. Reino Unido ha tenido una oferta ligada a ello durante más tiempo.

    Aunque las televisiones aún no están viendo como sus espectadores huyen en masa a la red y sus ofertas VoD, tampoco están asentando posiciones firmemente en ese terreno de forma preventiva. Según los datos del estudio, internet solo es el 3% de los ingresos de las teles en Alemania, España, Reino Unido, Italia y Francia.

    En España se ve mucha tele, pero cada vez menos

    Ningún país logra igualar o batir a Italia, que es el mercado de Europa Occidental en el que se ve más la televisión. En total, los italianos dedican una media de 4 horas y 40 minutos diarios por persona a ver la tele. España, que es el segundo mercado por tiempo dedicado a ver la tele, se queda lejos: los españoles solo ven la televisión durante 3 horas y 54 minutos cada día.

    A pesar de que España ocupa la segunda posición en la lista, los números no son tan positivos como podría parecer a primera vista. El estudio señala que el tiempo de visionado de televisión en España está declinando: el consumo de televisión lineal en España ha ido en progresivo descenso en los últimos años y 2015 supone un mínimo desde los 234 minutos que se dedicaban a ver la televisión en España en 2010. Las cifras no son abruptas y dramáticas, pero sí indican una tendencia y sobre todo sientan las bases para un cambio de futuro.

    ¿Por qué se está viendo la televisión tradicional cada vez menos en España?

    La clave está en los nuevos formatos online. EL VoD es el que se está llevando el tiempo que los españoles antes destinaban a los contenidos televisivos. "Hemos visto un crecimiento del 22% frente a las cifras de tiempo de consumo de visionado no lineal de 2014", explica Daniel Sutton, analista senior en IHS Technology, al hilo de las cifras. Ahora se ven 16 minutos y 26 segundos por persona al día de contenidos no lineales.

    Este crecimiento está acabando además en manos de un tipo de contenido concreto online. El gran ganador no es el VoD 'tradicional' sino más bien formatos a lo YouTube. Según los datos del estudio, la mayor parte de ese crecimiento de tiempo de visionado va a parar a los contenidos de corta duración (el tiempo de visionado creció un 20,8% entre 2014 a 2015), que ya se llevan 8 minutos y 49 segundos por persona y día. Cada vez los españoles ven más vídeos online.

    Si a esto se suma que en los últimos meses parece haberse producido un boom del VoD en España (Netflix llegó en octubre, HBO Go lo hará en breve y las demás plataformas ya existentes están afianzando posiciones), se podría aventurar que las cosas podrían cambiar aún más en el futuro.

    Másteres en Gestión empresas de Moda, en Marketing Moda y en Estilismo, Publicidad y Audiovisuales
  • Comentarios (1)
    • Publicado hace 28 días
      Normal que baje el consumo de televisión lineal, es imposible ver una pelicula o una serie, en directo, aburren a las ovejas con tanto volvemos en 6,7 minutos, me espero a que la cuelguen y la veo en la misma tele por internet, o se espabilan las televisiones o en unos años todo el consumo televisivo será via internet, y les está bien empleado por cansinos.
      0 Valora este comentario Responder
  • Anónimo
    Si te ha gustado este contenido, puedes sumarte al debate con tu opinión y comentarios