CEO PuroMarketing Medianzo. Empresario y emprendedor en continua expansión
PuroMarketing

El crecimiento del mercado de la publicidad online parece imparable. Mientras tanto, grandes exponentes del sector como Google o Yahoo siguen luchando para mantener sus posiciones de dominio en el sector.

Sin embargo, con la llegada de las redes sociales como Facebook o Twitter, el panorama y las perspectivas de futuro para el mercado publicitario online, pudiera parecer que están dando un giro inesperado. La eclosión de las redes sociales se ha convertido en todo un fenómeno de masas y su participación en este mercado de la publicidad online aumenta a pasos agigantados.

A pesar de ello, las empresas y anunciantes sigue apostando por los buscadores como el canal más idóneo a la hora de desarrollar sus acciones de publicidad online. De hecho, el gasto de las empresas y anunciantes en acciones de marketing y publicidad a través de los buscadores experimentó durante el tercer trimestre del 2010 un crecimiento de 19% respecto a los datos del pasado año y un 6% respecto al anterior trimestre.

Si ya. Sabemos que también las redes sociales están arrancando poco a poco una parte del pastel de las manos de los colosos de la red. Prueba de ello lo demuestran los datos de Comscore que señalan que redes sociales como Facebook han experimentado un importante aumento de las impresiones de anuncios durante el último año, pasando del 9% al 23% durante este periodo.

Sin embargo, aunque en teoría el alto volumen de impresiones no tiene por que equivaler o traducirse en una alta proporción de ingresos, son muchos los que predicen que Facebook podría convertirse en una seria amenaza para otras compañías como Yahoo o Google que ahora lideran y mantienen la gran parte de la cuota del mercado publicitario online.

Dicho esto, es también cierto que muchos consideran este boom de las redes sociales una tendencia o moda del momento, y que con el tiempo, la actividad de sus usuarios tenderá a disminuir e incluso volver a ocupar un lugar secundario en un mundo online dominado por los buscadores. Incluso cada vez existen más voces influyentes que consideran y afirman sin tapujos que redes sociales como Facebook son una auténtica perdida de tiempo. Impresionante punto de vista sobre todo si llega de David Fincher, el director de cine que recientemente ha llevado la historia de esta red social y la vida de su fundador a la gran pantalla.

Evidentemente, esto debemos de entenderlo desde el punto de vista de aquellos usuarios que tras mantener sus primeras experiencias en la red social por excelencia no han encontrado realmente una aplicación práctica y útil que no pudieran suplantar mediante otro tipo de herramientas o medios, como la mensajería instantánea, el correo electrónico, etc...

Sin embargo las redes sociales son vistas como un auténtico filón para muchas empresas. Los usuarios se han convertido en potenciales consumidores y clientes, lo que ha convertido a Facebook en un auténtico coto de caza donde el objetivo es atrapar el mayor número de presas. Son pocos los que reconocen que los usuarios de las redes sociales sólo hacen uso de ellas para compartir información o mantener vínculos directos con todo tipo de contactos y no para comprar o vender o ser objetivos de las acciones o estrategias de marketing tan de moda denominadas "sociales".

Es cierto. Existe la conversación, el intercambio de información, las opiniones, los fans y seguidores pero ello no implica que los usuarios acudan a la llamada de las empresas como si estas fueran realmente encantadoras de serpientes, simplemente por la sencilla razón de por la principal intención de los usuarios es la de interactuar con sus contactos o establecer nuevas relaciones. Omiten la publicidad!.

Y aquí es donde llegan las fórmulas del famoso ROI. Parámetros y cálculos sobre el retorno de la inversión de las estrategias sociales desarrolladas por las empresas y que curiosamente olvidan una variable importante. La intención y el uso aplicado que los usuarios mantienen en este tipo de redes. "Conversar y Contactar". Una variable importante si tenemos en cuenta o las comparamos con la que podríamos utilizar en el caso de los usuarios de los buscadores, quienes utilizan estas herramientas para "Buscar y Encontrar".

Entendido ello, es fácil deducir que la efectividad de los buscadores es potencialmente mucho más efectiva y directa que la de las redes sociales. Lo pinten como lo pinten los vendedores de humo. Sencillamente por una razón, por que a través de los buscadores la publicidad se dirige en función de aquello que realmente buscan los usuarios, y por lo cual se sienten interesados aumentando con ello las probabilidades de que la misma sea infinitamente más efectiva.

Dicho esto, no debemos de negar que a través de las redes sociales podemos conseguir buenos resultados y experiencias de las estrategia de marketing desarrolladas a través de este tipo de medios. Pero de momento yo me niego a considerar que su efectividad sea ni tan siquiera similar a la de la publicidad online.

Hablemos pués de dos alternativas completamente distintas y no de una tendencia que se presenta como la razón de extinción de la publicidad online tradicional en sus diferentes y múltiples versiones, formatos y formas. Esto nunca va a ocurrir.

CEO PuroMarketing Medianzo. Empresario y emprendedor en continua expansión