Administrador de Empresas con experiencia como ejecutivo de cuenta pleno en investigación de mercados....
PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas

Históricamente los protagonistas de estas líneas han estado expuestos a relaciones complicadas, donde la correspondencia de sus funciones primordiales ha desatado complejidades dentro del mundo empresarial. Es difícil no juzgar. Mientras los que transitan el sendero de la mercadotecnia buscan, entre otras cosas, descubrir necesidades únicas y satisfacer las ya existentes en aquellos mercados atiborrados de competencia, los financieros, cuya efectividad supone minimizar y aumentar utilidades, tratan de optimizar la economía empresarial. Sobre todas las posibles preguntas que pueden surgir acerca de la conciliación de objetivos entre estas dos áreas, la más importante de responder, en mi opinión, es: ¿Cómo alcanzar excelentes indicadores financieros con fundamentos claros sobre el efecto de los programas de Marketing?

La realidad es que las orientaciones de estas dos áreas son distintas, y de cierta forma parecieran contraponerse, pero esto no debe entenderse ni manejarse así, por cuanto son engranajes de un mismo sistema. Es necesario de buscar una correspondencia beneficiosa, que pueda enfrentar toda adversidad organizacional y sacar el mayor provecho de las propuestas que aseguren la sostenibilidad y prosperidad empresarial. Las acciones del Marketing y las Finanzas deben de estar orientadas por estrategias conjuntas con un enfoque holístico, para así poder tener números positivos en lo interno, al igual que captar consumidores y fidelizar los ya existentes en lo externo.

Entre más conexión y relacionamiento haya, ambas áreas van a lograr un acercamiento mayor a las metas en perspectiva y el conjunto de decisiones detonara el éxito, cumpliendo los objetivos establecidos. Sin embargo, los directores de Marketing y Finanzas no pueden limitarse a tener un conocimiento precario de lo que pasa en estas dos aristas organizacionales, con reuniones esporádicas de consecuencias efímeras. El contacto permanente debe ser prioritario, además de una comunicación transparente que facilite el conocimiento de lo que se está gestando. Es difícil imaginar a empresas tomando decisiones acertadas con equipos de Marketing sin suficientes nociones financieras, al igual que financieros con limitaciones notorias en cuanto a conocimiento de mercadotecnia se refiere.

La coordinación del trabajo de los equipos de ambas áreas será definitivamente provechosa. Un mercadeo fortalecido con una asignación de recursos adecuada, que impulse los planes y proyectos de ampliación de la base de clientes e incremento en las ventas, impactará positivamente el flujo de caja, logrando una oxigenación de la economía interna que sin duda mejorará las actividades en toda la esfera organizacional. La creación de riqueza parte de acciones simultaneas con metas claras. Así como los financieros deben trabajar en la adecuación del presupuesto para toda acción que se piense tomar en el mundo de la mercadotecnia, el equipo de Marketing debe participar en la toma de decisiones, con el fin de no quedarse corto o excederse a la hora de controlar y ejecutar el monto presupuestal destinado a las tácticas y estrategias en cualquier periodo de tiempo.

Todo empresario sabe que la fórmula que involucre a los clientes se relaciona con las ventas, buscando ingresos para mejorar los índices de rentabilidad. El éxito de esta fórmula será más viable en la medida en que exista un empoderamiento mercado-financiero en los entes organizacionales.

Partiendo de esta última idea, lo que debemos de conseguir es mejorar la formación financiera en el Marketing y viceversa. Esto empezará a facilitar la comprensión de cómo se puede trabajar en armonía en ambas áreas a través de un conocimiento común del lenguaje de ambas disciplinas.

Entre más desviaciones haya hacia la búsqueda de un objetivo homogéneo, más obstáculos se van a presentar en la creación de riqueza, y el rendimiento de variables internas y externas influenciaran de manera negativa en las ventas. Así que, es ineludible acoplar debidamente el mercadeo y las Finanzas para el éxito de nuestras acciones empresariales, de lo contrario, ¿podríamos sobrevivir en este mundo de incertidumbre económica?

ESERP Business SchoolFlyeralarmDataCentricCEFExaprintIEBSCEFUniversidad Pompeu Fabra Medianzo