PuroMarketing

Los influencers dedican una media de 24 horas semanales a trabajar en su cuenta 

El éxito de los influencers ha generado una obsesión, la de saber cuánto ganan. El tema ha protagonizado análisis y rankings, especialmente cuando se analiza la realidad de los youtubers. Para los consumidores, es una cuestión de curiosidad, del mismo tipo que la que lleva a que nos adentremos en las casas de los famosos. Para las marcas y sus responsables de marketing, saber cuáles son sus ingresos es una cuestión práctica. Con el caso de los influencers de Instagram, analizar sus cuentas ayuda a hacer una proyección de cómo funciona el mercado.

Por supuesto, no todo el mundo gana lo mismo. Igual que no todos los influencers encajan en el mismo perfil, tampoco todos tienen los mismos ingresos.

En general, se podría decir que la mitad de los influencers de Instagram ya tienen cuentas que resultan rentables. Los datos del estudio de HypeAuditor, que acaba de auditar el estado de las cosas en el universo influencer de la red social de fotografía vía encuesta directa a casi 2.000 influencers, indican que un 48% de los influencers está ganando ya dinero con su cuenta.

¿Se puede vivir de lo que se gana con un perfil de éxito de Instagram? Si se encuentra en la parte media de la tabla, sí, se puede, aunque esto no implique una vida de lujo y despilfarro. Según las cuentas de HypeAuditor, la media mensual que ganan los influencers de Instagram es de 2.970 dólares. Al cambio, son unos 2.503 euros. Es similar, por ejemplo, al sueldo medio en España, que en 2020 era de 2.245 euros al mes - la media de lo que es el salario más habitual, con las pagas prorrateadas.

Cuánto ganan los influencers de Instagram

Aun así, y aunque esa es la media, no todos los influencers ganan esas cifras. Cuanto más pequeña es la muestra de seguidores, más bajo es también el rango de ingresos. Cuanto más estrella de la red social se es, más se disparan.

De hecho, los nano influencers no llegan a esas cantidades de ingresos. Estas cuentas, con menos de 10.000 seguidores, se quedan en una media de 1.420 dólares mensuales, unos 1.196 euros al mes. Su media es superada por los micro influencers (10.000 a 50.000 followers), que siguen estando a pesar de ello por debajo de la media general. Estas cuentas hacen unos 2.061 dólares al mes, 1.737 euros.

Si ya se sube más allá, también se disparan los ingresos. Los influencers con seguidores de 50.000 a 500.000 se posicionan en los 3.517 dólares mensuales, 2.964 euros. Ya por encima del millón de seguidores, se superan los 15.000 dólares de ingresos mensuales (12.642 euros).

¿Se puede vivir por tanto solo de ser un influencer de Instagram? Depende de en qué tramo estés en la horquilla (y se podría decir que depende también de dónde vivas). Según los datos de Hypeauditor, solo el 40% de los encuestados asegura que vive solo de esto.

Las relaciones con las marcas

Para lograr estos ingresos, los influencers necesitan a las marcas. ¿Cómo es la relación que establecen con ellas y qué formatos son los que prefieren? Para los influencers, según el estudio, los acuerdos con marcas son la vía principal para ganar dinero.

Aunque este tipo de acuerdos siguen siendo los favoritos, los influencers han empezado a abrir el abanico. Un 22% asegura que está ya llevando a sus audiencias a comprar marcas personales o negocios propios. Se suman - muchos menos, eso sí - los que monetizan su presencia con marketing de afiliación, con contenidos exclusivos y subscripciones y vendiendo cursos.

Sea como sea y potencien que potencien, ser estrella de Instagram requiere trabajo y cierta constancia. Los influencers dedican de media 24 horas a la semana a mantener sus cuentas.

Como ocurre con los ingresos mensuales, las tarifas de los influencers y lo que cobran así a las marcas varía según su audiencia y su popularidad. Los nanoinfluencers piden de media unos 100 dólares por post, mientras que los micro se mueven en una horquilla que va de los 100 a los 500 dólares. Los que tienen audiencias de entre 50.000 y 500.000 seguidores, curiosamente, también se mueven en esa horquilla de precios.

Ya cuando se pasa del medio millón de seguidores se pasa de la barrera de los 500 dólares. Los influencers con más de un millón piden más de 1.000 dólares por post patrocinado.