PuroMarketing

Los envases de Coca-Cola regular, Coca-Cola Light y Coca-Cola Zero llevarán impresos más de 100 nombres propios como “María” o “Pablo” y nombres y frases genéricos  como “Abuelo”, “Los que vibran con el fútbol”, “Tu camarero favorito” o “La sonrisa más bonita”

Por primera vez desde su lanzamiento en España –en 1953-,   Coca-Cola personaliza sus envases con los nombres más comunes de los españoles como parte de su campaña “Comparte una Coca-Cola con”, con la que la compañía quiere rendir homenaje a los consumidores y compartir con ellos sus momentos de felicidad.

La campaña, que estará presente en 550 millones de envases en los formatos de lata, PET y vidrio de  Coca-Cola regular, Coca-Cola Light y Coca-Cola Zero, forma parte de una campaña internacional lanzada inicialmente en Australia y que ha sido adaptada con éxito en otros países como Reino Unido, Irlanda, Francia o Bélgica.

En total, Coca-Cola ha seleccionado más de 100 nombres propios (tanto nacionales como regionales) como Pablo, María, Jordi, Lois o Uxía, además de nombres genéricos como “Abuelo”, “Abuela” y frases como “Los que vibran con el fútbol”, “Tus amigos de la Uni”, “El optimista del grupo”, “La sonrisa más bonita” o “Tu colega de batallitas”.

La campaña se difundirá a través de publicidad exterior, redes sociales, del hashtag #compartecocacolacon y del  website compartecocacolacon.com. Esta web, que estará activa a partir de mediados de octubre y en la que los usuarios podrán intercambiar fotografías y experiencias, también permitirá a quienes no encuentren su nombre solicitar su propio envase personalizado.

La campaña contará con numerosas acciones creativas especiales en el punto de venta (hipermercados y hostelería) y en exteriores con el objetivo de compartir momentos de felicidad con los consumidores. Entre estas acciones, se incluirá la instalación de una pop-up store en el centro de Madrid así como stands en universidades y centros comerciales, donde los consumidores podrán conseguir su Coca-Cola personalizada.

Para la realización de esta campaña, Coca-Cola Iberia ha contado con la colaboración de Shackleton, Carat, Genetsis Partners, Gigigo y Findasense.

Una campaña de éxito

Esta campaña, que se lanzó  inicialmente en Australia en 2012 bajo el nombre de “Share a Coke” por la agencia Ogilvy & Mather Sidney, fue premiada este año en el Festival de Publicidad de  Cannes en la categoría de eficacia creativa. Tras el éxito logrado, la campaña se exportó a otros países como Gran Bretaña, Irlanda, Francia o Bélgica.

La campaña ha contado con diferentes acciones de comunicación como  por ejemplo un anuncio publicitario difundido en televisión y redes sociales. Asimismo se han puesto en marcha acciones especiales, como en Ámsterdam, cuando con motivo de la coronación de los reyes de Holanda, Coca-Cola colocó dos latas en las calles de la ciudad con las palabras “rey”  y “reina” sustituyendo el logotipo de Coca-Cola.

Una botella con historia

Esta campaña supone un nuevo paso en la historia de los envases de la compañía. Fue en 1916 cuando Coca-Cola lanzó la botella contour, su primera botella con un diseño único con el objetivo de diferenciarse de la competencia.

En 1923 se introdujo por primera vez el pack de seis botellas de Coca-Cola para incentivar que los consumidores llevaran la bebida a sus casas. Más tarde, en 1955 se hicieron modificaciones en el packaging al dar la posibilidad al consumidor de elegir entre distintos tamaños. En 1973, la compañía presentó al mundo la botella de dos litros de plástico PET, las innovaciones en este caso eran varias: la botella no se rompía, era más ligera y además, reciclable.

Más tarde, en 2005, Coca-Cola unió las fuerzas con diseñadores de los cinco continentes para lanzar un nuevo envase de aluminio. Finalmente, en 2013 Coca-Cola Company ha lanzado los envases personalizados, una nueva iniciativa para estar cerca de los consumidores y disfrutar junto a ellos de sus mejores momentos.