PuroMarketing

Las agencias no pueden ir por libre y las compañías deben tener acceso a sus insights y datos sobre sus consumidores 

¿Qué quieren los marketeros del día a día? Se podría hacer una carta a los Reyes Magos, por mucho que estemos aún en verano, con este tema. Los marketeros siempre buscan muchas cosas y tienen elevadas expectativas de qué necesitan y qué les vendría mejor. Los estudios se han ido encargando de perfilar sus necesidades y demandas, centrándose en diferentes nichos y áreas de trabajo. Pero ¿qué es lo que los responsables de marketing y sus compañías quieren de forma general?

Lo que las empresas más quieren es tener mucho más control sobre cómo se gastan su dinero, como demuestran las conclusiones de un estudio global que ha realizado Kantar y que comparte Warc. En el estudio, se les ha preguntado a los marketeros por las cuestiones sobre las que sus compañías querrían tener más control.

Algo más de un 80% de los encuestados está de acuerdo en diferentes grados con la idea de que querrían tener más control sobre el gasto en media de su empresa. Un 48% se muestra fuertemente de acuerdo con esto y un 33% más o menos de acuerdo.

Tras este punto, los marketeros señalan que el objetivo de su empresa está en vender de forma más directa. Un 44% se muestra fuertemente de acuerdo y un 39% de acuerdo en cierto grado con el hecho de que la empresa está siguiendo una estrategia direct-to-consumer, esto es, está buscando el vender de forma más directa y sin pasar por intermediarios. Las compañías direct-to-consumer se han convertido en una de esas cuestiones de moda durante los últimos años, una de esas áreas al alza con modelos de negocio diferentes.

Estas no son las únicas áreas en las que las compañías esperan trabajar más en lo que respecta a la estrategia de marketing. Un 43% está fuertemente de acuerdo y un 35% lo está en cierto grado con el hecho de que la compañía quiere fortalecer cómo usa los datos para comprender y segmentar a los consumidores.

A esto se suma quienes creen que comprender y fidelizar a los consumidores que ya tienen es más importante que lograr nuevos usuarios. Un 34% lo cree fuertemente y un 33% en cierto grado. Lo interesante es que este punto es el que tiene más voces discordantes. Un 17% se muestra en cierto modo en desacuerdo y un 4% fuertemente. Sumando, un 21% no acaba de creerse que esto sea importante.

Lo que esto dice

Además, como explican en Warc, estos datos se pueden leer también como una especie de llave para comprender qué esperan los marketeros de su trabajo futuro y de cómo deben cambiar las cosas. El interés por controlar mucho más cómo se gasta su dinero y por tener más fuentes de datos implica una mayor búsqueda de un trabajo combinado.

Esto es, los marketeros quieren cada vez más que los datos y los insights que tienen ellos y que tienen sus agencias fluyan. No quieren, por ejemplo, quedarse al margen de lo que saben y hacen sus agencias. Tres cuartas partes consideran que los datos deben ser usados por todos, tanto ellos como sus agencias.

Igualmente, el interés por posicionarse más como compañías direct-to-consumer evidencia que se espera tener cada vez más datos first-party y crear experiencias más consistentes para los consumidores, aseguran desde Warc.

La línea general que ha ido marcando en los últimos años cómo se hacen las cosas es la de que no se pueden crear compartimentos estancos y que todo debe fluir de una manera más clara y más conectada para poder comprender mejor que nunca a los consumidores.