PuroMarketing

Netflix será la plataforma que gane más nuevos usuarios

Las audiencias de la televisión en Europa son potencialmente millonarias. Las emisiones de televisión tienen una cobertura masiva y llegan a prácticamente todos los rincones del continente, más allá de problemas con antenas que suelen acabar protagonizando artículos de denuncia en la prensa local de la zona.

Al fin y al cabo, muchos países cuentan con televisiones públicas que funcionan como un servicio público y por tanto pensadas para llegar a todos los habitantes. Una de las últimas estimaciones de Statista apunta que en Europa 263,2 millones de hogares tienen una televisión (son datos de 2017).

Pero, por mucha cobertura que tenga la señal de televisión en el continente y por muchos hogares que dispongan de un aparato televisivo, la televisión no se encuentra en su mejor momento en Europa.

Siguiendo la tendencia que ya había aparecido en Estados Unidos unos años antes con los llamados "cortadores de cable" (consumidores que daban de baja sus paquetes de cable de televisión lineal para acceder a contenidos solo vía streaming), en Europa cada vez son más quienes consumen series, programas y películas vía VoD y que dejan de ver la televisión tradicional.

Las audiencias han ido cayendo en los últimos años y, sobre todo, han perdido impacto cultural. Por mucho que los consumidores sigan viendo la tele de forma diaria, los grandes hitos televisivos, esos de los que habla todo el mundo y con los que sueñan los anunciantes, llegan desde las plataformas de streaming.

Y los datos del streaming irán en aumento. Sus audiencias continuarán en progresión durante los próximos años, a pesar de que en cierto modo el mercado parece ya saturado.

Las grandes compañías de VoD ya han asentado su presencia en el mercado, las nuevas firmas tienen serios problemas para hacerse hueco y conectar con las audiencias (a menos que sean Disney, claro) y los consumidores empiezan a dar muestras de hartazgo de suscripciones. Dado que cada vez se les pide que paguen más cosas en la red, están cada vez más cerca del momento en el que no estarán dispuestos a pagar nada más.

Doblan suscriptores

Sin embargo, las previsiones para los próximos años en VoD son de crecimiento. Según un estudio de Digital TV Research, se espera que en Europa Occidental se alcancen en 2025 los 191 millones de suscriptores de servicios de contenido bajo demanda.

Los números son impresionantes, porque suponen que se doblen cifras en un lustro. En 2019, los suscriptores estaban en los 90 millones. Estos datos permiten concluir que las suscripciones serán habituales y llegarán a muchos consumidores.

De entrada, se estima la población de Europa Occidental en los 196 millones de personas. Eso sí, no habría que dar por sentado que una cifra y otra implican que todo el mundo tendrá una suscripción, ya que los usuarios pueden ser suscriptores de uno y de otro servicio (y cuentan más en el total).

En el estudio señalan, eso sí, que el contexto de este año ha acelerado las cosas. La pandemia y el confinamiento ha hecho que más consumidores usen servicios de streaming para acceder a contenidos: solo en 2020 se sumarán 35 millones de suscriptores al VoD.

Los grandes ganadores

Disney+ ha tenido un impacto fuerte e inmediato en el mercado, aunque los responsables del estudio creen que su crecimiento se ralentizará en Europa Occidental en los próximos años. Netflix será quien domine el mercado. Ganará 25 millones de suscriptores entre 2019 y 2025 y llegará a los 68,49 millones de suscripciones.

Aun así, perderá cuota de mercado, por la entrada de nuevos jugadores que aún no han llegado a Europa y podrían hacerlo (los responsables del estudio hablan de Hulu, Paramount+ o Peacock).