PuroMarketing

La compañía estaría intentando llevar más tráfico a su propia plataforma, pero se expone en cuestiones de monopolio

En la lista de acusaciones que sus competidores suelen señalar contra los diferentes servicios de Google está la de que el buscador premia a sus propios productos frente a los de la competencia. Esto es, cuando un usuario busca en Google un contenido o un servicio que la compañía también ofrece, sus propios servicios aparecen en posiciones mucho más positivas y beneficiosas que los de sus competidores.

La cuestión ha protagonizado ya algunos procesos judiciales y también unos cuantos análisis de expertos. Google se defiende señalando que sus búsquedas se ordenan con algoritmos que buscan los resultados más útiles para el consumidor, sean estos cuales sean.

Sin embargo, una reciente investigación de The Wall Street Journal no concluye en esa dirección: según los datos de la investigación del medio económico, que se ha centrado en investigar cómo aparecen incorporados los vídeos de YouTube en búsquedas de contenidos de vídeo en Google, los vídeos de la plataforma (propiedad del buscador) ocupan habitualmente las mejores posiciones, desplazando a los vídeos de sus competidoras.

Esto ocurre también cuando los vídeos son sobre la misma temática y también cuando los vídeos son más populares en otras plataformas. Los ejemplos que ha encontrado la investigación del Journal son múltiples. Por ejemplo, en vídeos de recetas y otros contenidos que acumulan muchas más reproducciones en Facebook los mejor posicionados son los de YouTube. También ocurre lo mismo con los vídeos de juegos que llegan de Twitch, a pesar de que los jugadores protagonistas son mucho más populares y activos en esa última plataforma.

Esto ocurre en general en todas las posiciones que ocupan los vídeos en los resultados de búsqueda. También, por ejemplo, cuando el resultado es un carrusel de vídeos lo más habitual es que la primera posición la ocupe un vídeo de YouTube (con porcentajes que van del 95% frente a vídeos de Facebook al 82% de vídeos de Dailymotion).

Terreno pantanoso

Desde Google, han explicado al Journal que los resultados de vídeos en búsquedas no dan prioridad a YouTube. YouTube - ni ningún otro proveedor de vídeo - no tiene preferencia en los resultados. Simplemente, asegura una de sus portavoces, se le ofrecen los datos más "relevantes" y de más "ayuda" a la búsqueda realizada.

Sin embargo, el análisis del Journal apunta a que nada es realmente casual y que Google ha hecho cambios para dar más peso a los vídeos de YouTube frente a los de la competencia. Más allá de los datos de sus propias pruebas, el Journal cita a fuentes cercanas que han confirmado que los ejecutivos del buscador han en los últimos años tomado decisiones para priorizar a YouTube. Quieren darle más tráfico y más peso como proveedor de contenidos.

Todo esto puede tener consecuencias complejas. El por qué el gigante lo habría hecho, si las conclusiones del Journal son un hecho, tiene cierta lógica. Más allá de lo natural en cierto grado de "barrer para casa", YouTube ha visto cómo aumentaba notablemente la competencia en vídeos en los últimos años. Cada vez son más los players que quieren llevarse a esa audiencia.

Sin embargo, Google ya está pisando en terreno pantanoso en lo que a acusaciones de monopolio se refiere. Estos datos no son una buena noticia en ese terreno.