PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas

El marketing de contenidos se ha convertido en una herramienta esencial para las empresas, y es fácil entender por qué: es natural, relativamente barato y dispara el engagement. Por eso el presupuesto destinado a estas acciones crece año a año, y ninguna de las grandes empresas prescinde de un perfil activo en las redes sociales más populares o de enviar newsletters.

Pero, ¿qué ocurre con las pequeñas y medianas empresas? Exactamente lo mismo: el marketing de contenidos es ya mainstream y pocas son las organizaciones que no le sacan partido. Un nuevo estudio de Scoop indaga precisamente en cuáles son las prácticas más comunes entre las pymes y para ello encuestaron a más de 1.000 responsables de marketing de pequeñas empresas. Los resultados son bastante halagüeños.

8 de cada 10 pymes ya han entendido que crear y distribuir contenidos de calidad es clave, y así lo hacen, especialmente a través de los canales más establecidos como redes sociales y blogs. En concreto, el 72% de los encuestados compartía contenidos a través de las redes sociales al menos una vez al día, e incluso había un 33% que hacía más de 3 shares diarios. Los contenidos que se comparten son tanto propios como de terceros, ya que las marcas entienden que seleccionar contenido útil o interesante, aunque no sea propio, añade valor y credibilidad a la firma. De hecho, solo un 8% se limita en exclusiva a compartir sus propios contenidos.

En cuanto al blog, el 79% lo actualiza al menos una vez al mes (y un 40% lo hace de forma semanal). El principal objetivo del blogging es proporcionar una fuente de tráfico que pueda convertir, y de hecho el 52% de los encuestados añade de forma sistemática call-to-actions para convertir lectores en leads, y otro 32% dice estar en ello.

En todo caso, hay que tener en cuenta que aún hay un 21% de empresas que aseguran no contar con un blog, y un 28% que reconoce no actualizar sus redes sociales de forma frecuente, es decir: 2 de cada 10 pymes fallan a la hora de generar tráfico y leads de la forma más accesible y eficiente.

La distribución email está infravalorada

Mientras la mayoría de los responsables de marketing de las pymes son conscientes de la importancia del blog o las redes sociales, parece que la distribución de contenidos email ha caido un poco en el olvido, y solo el 29% de los encuestados envía newsletters de forma semanal (con un 8% que lo hacen a diario).

Por contra, hay un 29% que no utiliza este canal, y otro 29% que solo distribuye contenidos a través del email una vez al mes. Las principales razones para no apostar de una forma más decidida por el email es el miedo a convertirse en spam, confundiendo los contenidos de valor para el usuario con mensajes promocionales o centrados en la propia compañía. Además, les cuesta encontrar contenido que sea lo suficientemente bueno como para ser susceptible de interesar a sus receptores, y todo el proceso es complejo y consume mucho tiempo, lo que echa a muchos para atrás.

Pero no solo en el email hay oportunidades para la mejora, la encuesta de Scoop también hace referencia a otras estrategias que pueden disparar la eficacia del marketing de contenidos, como compartir los posts del blog más exitosos varias veces (algo que solo hace por sistema el 34%, y que otro 34% no hace nunca, moviendo únicamente los contenidos cuando acaban de ser producidos), reutilizar el mismo contenido para diversos formatos (el 51% no lo hace nunca) o emplear a los propios trabajadores de la pyme como advocates, consiguiendo que estos también compartan los contenidos.

ESERP Business & Law SchoolFlyeralarmDataCentricUDIMA, Universidad a Distancia de MadridExaprintIEBS Digital Business SchoolCEF Centro de Estudios FinancierosBSM UPF Universidad Pompeu Fabra Medianzo