PuroMarketing

Amazon ha incautado más de dos millones de productos falsificados antes de enviarlos a los clientes y ha impedido que puedan revenderse en otros puntos de la cadena de suministro minorista

Amazon ha publicado hoy su primer "Informe de Protección de Marca de 2020", que ofrece una visión de conjunto sobre cómo garantiza que los clientes puedan comprar productos auténticos en sus tiendas. Amazon realiza importantes inversiones para contar con equipos dedicados y tecnología de aprendizaje automático, líder en la industria, con el fin de proteger de manera proactiva a los clientes, las marcas y a sus colaboradores comerciales frente a los falsificadores, al mismo tiempo que exigir responsabilidades a quienes intenten vender falsificaciones a través de Amazon. En 2020, Amazon invirtió más de 700 millones de dólares y dio empleo a más de 10.000 personas para para proteger a sus clientes contra los fraudes y las malas prácticas.

El "Informe de Protección de Marca" describe la estrategia de Amazon en su lucha frente a las falsificaciones y ofrece datos que prueban el éxito de dicho enfoque, que incluye las siguientes áreas:

Rigurosos controles preventivos

Amazon combina su capacidad avanzada de aprendizaje automático con el trabajo de expertos investigadores que protegen sus webs de forma proactiva contra los infractores y productos falsificados. Amazon está innovando constantemente en este espacio para adelantarse a los falsificadores y sus continuos intentos de eludir sus controles.

En este ámbito el Informe muestra datos de la efectividad de dichos controles.

  • Amazon invirtió más de 700 millones de dólares para proteger sus webs frente a fraudes y abusos, entre los que se incluye la falsificación de productos. Además, cuenta con un equipo de más de 10.000 empleados dedicados a esta tarea.
  • Los procesos de verificación de Amazon evitaron más de 6 millones de intentos de crear cuentas de vendedor fraudulentas, impidiendo que los potenciales infractores pudiesen publicar un solo producto para su venta.
  • Amazon ha incautado más de 2 millones de productos que se habían enviado a sus centros logísticos y que detectó como falsificaciones antes de su envío a los clientes. Amazon impide, además, que dichos productos sean revendidos en otros lugares de la cadena de suministro minorista.
  • Amazon ha bloqueado más de 10.000 millones de descripciones de producto sospechosas antes de que se publicaran en sus páginas web.

Herramientas para marcas

Las marcas son quienes conocen sus productos mejor que nadie; conocen sus logotipos, sus modelos y su propiedad intelectual en profundidad. Amazon colabora con las marcas ofreciéndoles herramientas como son el Registro de marcas, Transparency y Project Zero. Estas herramientas combinan la avanzada tecnología de Amazon con el conocimiento experto de cada marca sobre sus productos. Esta colaboración permite detectar y detener a los falsificadores de manera más eficaz y proteger mejor a los clientes y propietarios de derechos.

Tal y como muestra el "Informe Global de Protección de Marca", estas las herramientas son clave a la hora de permitir que empresas de todo el mundo puedan desarrollar su actividad de manera segura en las tiendas de Amazon.

Según los datos de este informe, menos del 0,01 % de todos los productos vendidos en Amazon ha recibido alguna reclamación de falsificación por parte de los clientes y se ha investigado la veracidad de esas reclamaciones.

Más de 7.000 pequeñas y medianas empresas han contactado con bufetes de abogados de confianza en EE. UU. y Europa a través de IP Accelerator. Dichas empresas han presentado solicitudes de marcas comerciales con éxito y han recibido acceso temprano a las herramientas de protección del Registro de marcas.

Rendición de cuentas de los falsificadores

Amazon continúa innovando y mejorando sus sólidos controles preventivos y las poderosas herramientas que pone a disposición de las marcas, y no descansará hasta que no haya ni una sola falsificación en su tienda. Esta es una batalla cada vez mayor, ya que los delincuentes intentan vender falsificaciones y la única forma de detener a los falsificadores de forma permanente es responsabilizarlos mediante litigios y acciones penales en el sistema judicial.

Amazon estableció su Unidad de Delitos de Falsificación para esclarecer y reportar a las autoridades competentes los casos de falsificación de productos, llevando a cabo investigaciones independientes o conjuntas con marcas a fin de presentar litigios civiles y/o penales contra los falsificadores.