PuroMarketing

Hace ahora tres años comenzó la peor crisis económica que se recuerda desde la Gran Depresión, Pese a este entorno negativo, el comercio online sigue creciendo de forma sostenida, como uno de los pocos vectores de crecimiento de la economía. Es también evidente que el consumidor va adaptando sus hábitos.

Al comprador impulsivo español de los años del boom, le ha sucedido ahora un consumidor digital maduro, que utiliza Internet para informarse mejor y comprar de forma más selectiva. Como una consecuencia lógica más, estos tres años han visto la eclosión de la comunidad online de ahorro tal y como pone de relieve Sergio Garasa, director general de MundoOfertas, una de las comunidades más populares orientadas a las promociones y el comercio electrónico online.

Internet ya es el tercer soporte publicitario, por detrás de la televisión y diarios y por delante de radios y revistas. Según IAB Spaín ya es el 11.6 por cien de la tarta publicitaria.

La recesión impulsa las comunidades de ahorro online y el comercio electrónico se consolida tras los datos del primer trimestre de la CMT que señalan una facturación histórica de facturó 1.669,92 millones de euros, un 34 por cien más que en el mismo periodo del 2009

Pese a la recesión que vive nuestro país, enclavada en un contexto de crisis más global, parece evidente que el desarrollo de Internet está siendo uno de los valores más sólidos de nuestra economía. En el primer semestre de 2010, la publicidad online en España ha facturado 152 Mill. €, un 13,5% más que en el mismo periodo del año anterior, según las estimaciones de la consultora InfoAdex.

Por volumen de negocio la Red es ya el tercer soporte, por detrás de la televisión y los diarios y por delante de la radio o las revistas. Por su parte, el comercio electrónico español cerró el 2.009 con un volumen de casi 5.800 Mill €, creciendo al 11%. Esta actividad tiene aún un gran potencial de desarrollo si logra mejorar tres aspectos clave: Ampliar la oferta de productos y servicios, lograr precios competitivos online y ofrecer una calidad de servicio superior a la tradicional en nuestro país.

Marketing online, clave para desarrollo de los negocios online

Dadas las actuales limitaciones de volumen del comercio electrónico español, es clave la salud del marketing online como segunda vía de financiación y crecimiento para estos modelos de negocio El desarrollo de la publicidad en Internet en 2.010 condicionará sin duda la presión sobre el sector hacia modelos de pago, gratuitos, o mixtos. La red es el primer canal de comunicación total entre ambos colectivos, llevando y trayendo información, compras y opiniones en uno y otro sentido en tiempo real.

Internet permite mejorar las eficacias de las campañas de marketing, obteniendo por su capacidad de segmentación e interactividad, un retornos de inversión superior a los medios masivos unidireccionales. En un contexto en el que conjunto de la economía cae el 4% interanual, el marketing y el comercio electrónico entre españoles crecen un 8,6% y un 13,2 respectivamente, surge la figura del ahorrador online, un consumidor más maduro: Informado y prudente en su compra, y agrupado alrededor de comunidades online orientadas al comercio electrónico.

La crisis empuja el comercio electrónico: Récord histórico 1 T 2010, Comprar mejor

Otro dato que señala el peso específico de Internet viene dado por los datos aportados desde la CMT. Si durante el pasado año La compra-venta digital de bienes y servicios vía tarjetas bancarias (crédito y débito) supuso el año 2.009 en España 5.751,7 millones €, un incremento del 11% respecto a 2008. Para este 2.010, los datos del primer trimestre refuerzan esta tendencia: El comercio electrónico ene-mar 2.010 en España facturó 1.669,92 millones de euros, la mayor cifra de ingresos hasta ahora alcanzada, tras aumentar un 34,75% respecto al mismo trimestre del año anterior.

La buena marcha del comercio electrónico se tradujo también en un nuevo récord en número de transacciones, 23,55 millones en total, La cantidad de operaciones online, un 56,17% mayor que el mismo trimestre del año anterior, confirmó así el salto registrado entre octubre y diciembre de 2009, cuando se contabilizaron 22,11 millones de transacciones.

Los ingresos por comercio digital se concentraron de nuevo en las transacciones relacionadas con el sector turístico, que aglutinaron el 29,8% del volumen total de negocio con 497,64 millones de euros. Se trata de transporte aéreo (14,9%), agencias de viajes y operadores turísticos (8,2%) y transporte terrestre de viajeros (6,7%).

El marketing directo, que desde el segundo trimestre del año pasado ocupaba el puesto número dos en facturación, en esta ocasión bajó al tercer lugar con 125,24 millones. Los juegos de azar y apuestas, por su parte, descendieron de la tercera a la quinta posición, con 105,2 millones.

El volumen de negocio desde el extranjero a sitios españoles se incrementó el 1,6% frente al mismo periodo del año anterior. En total los extranjeros compraron bienes y servicios en sitios de Internet españoles por un valor de 175,97 millones de euros. Estas operaciones hacia sitios españoles, sumadas a las realizadas desde España a webs españolas, supusieron este primer trimestre de 2010 el 53,3% del volumen total de negocio (10,5% las exteriores; 42,8%, las internas), 891,2 millones de euros. El verdadero tirón se produjo, por tanto, en las compras realizadas por los españoles en los comercios españoles, que aumentó un 58, 46% hasta alcanzar los 715,23 millones de euros. Son los números del consumidor maduro digital español, que se informa, compara y selecciona la compra más adecuada a su necesidad.

Por su lado, las transacciones con origen en España y destino internacional concentraron el 46,6% del comercio online. Esto es: De cada 10€ que los españoles compramos online, casi 5€ los gastamos en el extranjero. De nuevo el consumidor maduro digital español que sabe buscar en la red lo que necesita, sea comprando en España, sea en el extranjero.

La UE siguió como el destino favorito de los compradores españoles, con un volumen de 685,5 millones de euros (el 88% del gasto de España al exterior), seguida de EE UU, que acogió 47,9 millones (el 6,1%). A la inversa, hay tiendas digitales españolas que logran competir y vender con éxito al extranjero: La Unión Europea y los Estados Unidos fueron las áreas geográficas que más bienes compraron en ellas. Los europeos destinaron 136,8 millones de euros (el 77,7% del volumen total extranjero) y los estadounidenses gastaron 13,6 millones (el 7,7%).

"Esta falta de competitividad del comercio online nacional, que pierde casi el 50% de la demanda nacional es una enorme sangría que la economía española no puede permitirse, y requiere con urgencia medias comerciales, legales y fiscales para reducirla" explica Sergio Garasa.

La crisis y el consumidor: se consolida el ahorrador online

El consumidor como internauta, también cambia sus hábitos en la Red.  Internet supone la posibilidad no solo de comprar más barato, sino sobre todo comprar mejor. En el actual ambiente de reducción de gastos del consumidor, parece por tanto que ignorar el único canal que permite a cualquier pequeña empresa competir de igual a igual en la pantalla del ordenador con la más poderosa multinacional es un riesgo muy alto. Más aún, cuando el internauta cada vez entra más a menudo en la red –10 millones españoles lo hacen cada día- buscando productos, comparando ofertas y servicios, comprando directamente o eligiendo tienda a visitar. Por tanto, el valor añadido que le importa Internet radica en:

a) Mayor información antes de la compra: Se informan en profundidad de cada dato del producto a comprar. Tanto más cuanto más valor tenga el producto considerado. Como anécdota, en los últimos años es frecuente en los concesionarios de coches la visita de clientes que conocen datos y aspectos más profundos del coche que están considerando comprar que el propio vendedor de la casa. También se comparan exhaustivamente datos de casas o hipotecas antes de visitar ningún banco. Y así en casi cualquier compra de envergadura.

b) Probar el producto antes adquirirlo a través de la red, podemos fácilmente reclamar online desde casa los servicios de prueba gratuita de vehículo o bien el envío de muestras gratuitas de producto, (cosméticos, colonias, productos limpieza, higiene, etc..) . Dos de cada tres españoles buscan muestras de producto online.

c) Saber elegir y comparar precios y productos: Existen portales y comunidades online que permiten tanto descubrir ofertas y descuentos de los productos que nos interesan, o incluso el detalle del precio del mismo en varias tiendas alternativas. Cada uno de estos portales consolidados recibe cientos de miles de visitas de españoles cada mes, y crecen a gran ritmo.