PuroMarketing

Antonio Rumeu, es Licenciado en Ingeniería de Caminos por la Universidad Politécnica de Madrid y MBA MIT Sloan, Rumeu, con más de 8 años de experiencia en grandes firmas de consultoría como Boston Consulting Group o IBM, es especialista en estrategia y desarrollo corporativo. Actualmente es el director general de Malcom.

¿Cómo surgió hace tres años el mundo de las aplicaciones y cómo ha ido evolucionando?

El mundo de las aplicaciones nació en 2008 coincidiendo con la presentación del iPhone 3G y la creación de la App Store de Apple. Este modelo creado por Apple tuvo un éxito inmediato gracias a su sencillez y, actualmente, en la store de Apple y en el mercado de Android hay  unas 800.000 aplicaciones móviles publicadas, tras las que se encuentran 100.000 empresas y desarrolladores particulares. Nos encontramos ante un fenómeno que hace tres años era impensable pero que crece a un ritmo vertiginoso y que está revolucionando nuestra manera de consumir tecnología.

Cada hora se descargan 1,8 millones de aplicaciones móviles en todo el mundo, 600.000 a nivel europeo y 100.000 en España.  En nuestro país, el tráfico móvil se ha multiplicado por 13 en los últimos dos años y 4 de cada 10 dispositivos ya son smartphones. Los teléfonos son dispositivos personales y ubicuos por lo que se han convertido en un canal perfecto de comunicación entre las marcas y sus usuarios o clientes potenciales.

Con la explosión del mercado de aplicaciones móviles y los desarrollos en el consumo de medios, las empresas han comenzado a preguntarse cómo interactúan los usuarios con las plataformas móviles y cómo el consumidor puede trasformar esa experiencia en algo mucho más fluido. La emergencia de las tablets, con el iPad a la cabeza, dispositivos táctiles y el “super”  teléfono están incrementando el consumo “on-the-go”, desde consumo de noticias hasta plataformas de pago o comunicación.

¿Están las empresas incorporando las aplicaciones en sus estrategias de negocio?

Como en casi todos los temas de implantación tecnológica, EE.UU es el mercado más avanzado en esto pero cada vez más empresas españolas se están dando cuenta del potencial del canal móvil. Hasta ahora nos encontrábamos en una fase embrionaria, como ocurría con los inicios de internet. Las empresas tenían páginas webs pero no exprimían todas sus posibilidades. Con la movilidad ocurre lo mismo. Hasta ahora, la mayoría de empresas ha trasladado al móvil servicios que ya ofrecía, por ejemplo, a través de la web. Sin embargo, cada vez más, las compañías se han dado cuenta de que no hay medio más personal ni más directo que el móvil y están utilizando aplicaciones de geolocalización y otras herramientas que solo tienen sentido en el móvil.

El teléfono móvil se ha convertido en un producto de consumo masivo y, además, en el dispositivo más personal que existe hoy en día, gracias a la incorporación continua de nuevas funcionalidades, llegando a ser una seña de identidad más del usuario. Esto, unido a la evolución de las redes de telefonía móvil y la proliferación de teléfonos con capacidades cada vez más avanzadas convierten al teléfono móvil en la plataforma tecnológica por la que las empresas pueden conseguir ese valor diferencial en la atención al cliente. La movilidad convierte todo en instantáneo, contextual, sin restricciones de tiempo o localización.

Audiencia móvil. Crecimiento de smartphones, canal móvil como tercera gran pantalla para los usuario, aumento del uso...

El sector de la movilidad, especialmente el de las aplicaciones para teléfonos inteligentes, experimenta un crecimiento anual aproximado del 60% y que, según las previsiones, continuará durante los próximos años. Y es que, a pesar de la situación económica, el segmento de los smartphones es uno de los pocos que está creciendo. Está previsto que en 2013 el mercado de aplicaciones para teléfonos inteligentes genere más de 29.000 millones de dólares en todo el mundo.

La empresa de análisis digital Flurry elaboró recientemente un estudio donde se analizaron más de 85.000 aplicaciones que acumulaban 15.000 millones de sesiones de usuarios mensuales en distintas plataformas. De todos los países europeos analizados, España es el país europeo con el crecimiento más rápido de usuarios activos de smartphones, con una tasa de crecimiento mensual del 14% y, en cuanto a audiencia móvil, el 10% de los usuarios españoles de más de 13 años ya utiliza aplicaciones para smartphones.

Este crecimiento está dando lugar a lo que se conoce como la era post-PC ya que, según estudios como los de Morgan Stanley, por primera vez, la venta de smartphones y tablets en el mundo superará la venta de ordenadores en 2011.

¿Están las empresas apostando por el marketing móvil? ¿Qué acciones llevan a cabo? ¿qué nos espera en el futuro?

Los últimos datos ofrecidos por Nielsen indican que la inversión en marketing móvil en España aumentará hasta un 40% y alcanzara los 45 millones de euros y las previsiones apuntan a que en 2012, el 70% de los anunciantes que todavía no ha invertido en marketing móvil tiene intención de hacerlo.  Por lo que no hay duda de que las empresas españolas están interesadas en este canal.

Como es lógico las grandes empresas son las primeras que han apostado antes por este área pero cada día, empresas de cualquier tamaño, están invirtiendo recursos y tiempo en probar distintas acciones para comunicarse con sus usuarios a través de los dispositivos móviles.

Respecto al tipo de acciones que se llevan a cabo, las más comunes son las aplicaciones corporativas, publicidad móvil, cuponing, proximidad (bluetooth) y mensajería. Los usuarios dedican 38 días al año de su tiempo libre a conectarse con empresas y marcas, y a día de hoy hay más de 421 millones de smartphones en el mundo por lo que las posibilidades de comunicación entre usuarios y marcas son ahora más sencillas y globales que nunca.

Mobivery acaba de lanzar la plataforma Malcom. ¿Podría explicarnos en que consiste?

Malcom es la primera plataforma cloud computing que permitirá a los dueños de las aplicaciones gestionar de manera integral y en tiempo real el ciclo de vida de sus aplicaciones móviles. La clave de Malcom reside en la segmentación, permite crear diferentes tipos de usuarios para conseguir una comunicación o publicidad targuetizada mucho más eficaz. Una vez creados los grupos, da la posibilidad de actuar y analizar los resultados de las campañas que se hayan lanzado.

Además, permite comunicarse con los usuarios de forma directa, instantánea y recurrente para crear una relación más estrecha y una mayor fidelización; gestionar la publicidad de las aplicaciones (tanto la publicidad propia como la de terceros), configurar el contenido de las aplicaciones móviles de manera rápida y sencilla sin necesidad de depender de los desarrolladores y, por último, conseguir estadísticas de uso, descargas, ingresos, notificaciones y rankings para analizar los resultados y maximizar la inversión realizada en las aplicaciones móviles.

Malcom es un producto nuevo y único en el mercado que surge de la sólida estrategia de I+D de Mobivery y en la que se han invertido aproximadamente 1,3 millones de euros. El producto se presentará en Madrid en un evento el día 18 de octubre y en estados Unidos a principio de 2012.