PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas

Las compras sociales ganan enteros. El 5% de los usuarios en Estados Unidos afirma haber comprado algún producto a partir de las publicaciones o promociones encontradas en las redes sociales.

Una práctica que podría extenderse a un 20% más de consumidores, según refleja el informe elaborado por Harris Poll para DigitasLBi.

Pese a que un 5% pueda a priori parecer una cuantía pequeña, supone un volumen de negocio de aproximadamente 14 mil millones de dólares. Si las empresas fueran capaces de llevar a la conversión al 20% que se mostraron indecisos a seguir las propuestas de venta de las redes sociales, estaríamos hablando de palabras todavía mayores, nada menos que 56 mil millones de dólares.

Para conseguir esta meta, las empresas necesitan mejorar la experiencia de compra, con el fin de generar engagement y, sobretodo, transmitir confianza. Las redes sociales no son un canal de ventas, sino un medio para fomentar el acercamiento con el cliente, y acercarnos a él en un tono más personal. Es necesario aprovechar esas ventajas para conseguir su trato de favor, guardando la artillería pesada, y utilizando estrategias más sutiles y convincentes.

El estudio muestra que potencial de las compras sociales se aprecia especialmente entre los clientes más jóvenes. De media, los compradores de hasta 44 años se mostraron el doble de dispuestos a comprar a partir de lo que ven en las redes sociales que los mayores de 45 (33% vs 28%). Una predisposición que se evidencia especialmente entre los consumidores de 18 a 34 años, quienes demostraron estar hasta 3 veces más dispuestos a hacer este tipo de compras que los mayores de 35 (11% vs 3%).

A la hora de analizar su comportamiento de compra y preferencias, nos encontramos con ciertas reticencias en cuanto a seguridad. Por ejemplo, el 42% de ellos necesita confirmar que la compra que va a hacer se realiza en un entorno seguro. Otro 38% prefiere asegurarse de que su compra no se compartirá en la plataforma social de la que procede.

Esto es solo una aproximación a lo que serán las compras sociales en un futuro muy próximo. A un 26% de los encuestados les gustaría poder comprar con un solo clic, sin la necesidad de salir de su red social. Un deseo que Twitter acaba de hacer realidad.

ESERP Business SchoolFlyeralarmDataCentricCEFExaprintIEBSCEFUniversidad Pompeu Fabra Medianzo