PuroMarketing

Los bots y el spam continúan haciendo de las suyas en internet. Los principales perjudicados son las empresas, quienes han visto cómo estos sistemas automáticos se apropiaban del tráfico móvil.

Según el último informe de Solve Media, los bots representan el 21% del tráfico online total registrado por estos sites. Un porcentaje que asciende hasta el 40% en el caso de Estados Unidos.Si nos centramos en el caso de las empresas, podemos apreciar cómo el 23% del tráfico móvil que registran sus sites es sospechoso de ser fraudulento, mientras que un 16% se atribuye a los bots.

El creciente interés por parte de los bots en el tráfico móvil está directamente relacionado con el crecimiento del uso de estos dispositivos entre los usuarios. Solve Media estima que 8 de cada 10 usuarios móviles utiliza este dispositivo para buscar información antes de comprar.

A medida que estas empresas están destinando más recursos en los dispositivos móviles, los spammers están aumentando peligrosamente su presencia en este medio. Otra muestra de ello es que, en el lado opuesto, la presencia de bots en el tráfico web ha descendido ligeramente desde el trimestre anterior, situada en torno al 25%, hasta situarse en el 16%, a nivel global.

La amenaza de los bots pone en serio peligro la inversión publicitaria

Según eMarketer, a finales de año la publicidad móvil representará el 10% de la inversión total publicitaria. De confirmarse la tendencia en favor de los dispositivos móviles, en 2018 podrían constituir el 70% de la inversión en publicidad digital. Sin embargo, la publicidad móvil no lo tiene fácil para demostrar su efectividad.

El informe de S4M indica que los clics fraudulentos, el síndrome de los dedos gordos y la caída en la velocidad de navegación erosionan buena parte de la inversión en publicidad móvil, desperdiciando con ello oportunidades para impactar al público objetivo.

Esta realidad podría suponer un lastre que dificultaría en gran medida el desarrollo de la publicidad móvil; que se perfila como el motor de la publicidad digital en los próximos años.