PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas

Las medios informativos tradicionales y las redes sociales se están entrecruzando de forma constante, desdibujando los límites entre uno y otro universo. Y es que cada vez son menos los consumidores que optan por informarse leyendo el periódico, y más los que acuden a plataformas como Facebook o Twitter: las redes sociales tienen cada vez más presencia en el consumo y el descubrimiento de noticias, y esto se acentúa día a día, tal y como señalan en un nuevo informe de CrowdyNews.

¿Y cómo se enfrentan a esto los editores? Muchos lo ven como una amenaza, pero cada vez son más los que tratan de aprovechar la oportunidad, atrayendo a nuevos usuarios y reteniendo a los antiguos a través de las tecnologías de selección y difusión de las redes sociales, transformando cómo los social media y los canales tradicionales se complementan el uno al otro.

Porque de lo que no cabe duda es de que los social media están cambiando la forma de entender las noticias, erigiéndose como sinónimo de lo inmediato (son numerosas las noticias que han saltado antes en Twitter que en los medios tradicionales) y permitiendo un enlace directo a las comunicaciones de políticos, pensadores, líderes y marcadores de tendencia.

Además, a medida que el número de usuarios de redes sociales crece, disminuyen los contenidos de corte personal, sustituyéndose por opiniones sobre los eventos de actualidad o compartiendo las propias noticias. El número de usuarios que recurren a las redes sociales para informarse está creciendo rápidamente, y en la actualidad son ya el 48% de los consumidores los que emplean los social media para esto de forma habitual, por encima del 45% que sigue viendo el telediario todos los días o del 30% que entra en los periódicos online. Además, el 36% de los encuestados valoran la inclusión de fuentes sociales en los artículos y noticias que leen, y piensan que hace la información más agradable para el lector.

No hay que perder de vista que, en realidad, la mayoría de los consumidores siguen leyendo las noticias online provenientes de medios de referencia, lo que cambia es su forma de acceder a ellos. El punto de partida está dejando de ser la propia homepage del medio, sino que el acceso ocurre a través de las redes sociales, un buscador, un email o una notificación del smartphone.

Y según otra investigación de Reuteurs, cada vez es menos habitual navegar por la página buscando los titulares más interesantes, sino que los internautas optan por ir directamente a las historias concretas a través de las redes sociales. Especialmente en el caso de los más jóvenes el acceso es principalmente a través de las plataformas sociales. Algo que está influyendo en cómo los medios se plantean la forma de organizar y redactar sus noticias.

Se prima lo instantáneo

Quizá hubo un tiempo en que nada debía hacerse público antes de estar perfectamente analizado, estudiado y revisado, pero ese tiempo ha terminado. La creación y distribución de las noticias se está adaptando a la rapidez de los medios sociales, y los periodistas y editores responden así a las demandas de los consumidores de noticias instantáneas y constantes actualizaciones.

Y las redes sociales les ayudan a lograrlo, añadiendo una fuente extra de información y ayudando a los periodistas a encontrar testigos de forma rápida para contar una historia más completa.

Se combinan los contenidos editoriales de calidad con piezas relevantes para el universo social

Porque el acceso a los medios online ya no es directo, los editores deben buscar una aproximación lo más susceptible de ser compartida en las redes sociales. Para ello, combinan cada vez más el contenido editorial fiable y de alta calidad con contenidos sociales que les permitan capitalizar esta nueva dinámica y convertir a sus sites en el destino informativo, aunque sea de forma referida.

El contenido editorial debe enriquecerse con el social y debe ser interactivo para responder a las expectativas de los consumidores. Los lectores quieren poder darle a "me gusta", compartir, comentar y descubrir las noticias por sí mismos, y de hecho, el 30% de los encuestados aseguró haber interactuado ya con el hilo social de alguna web de noticias.

Por otro lado, cada vez son más los editores que recurren a plataformas de distribución de contenidos sociales como Facebook, Twitter o YouTube, aportando contenidos que no llevan a los lectores de vuelta a la web (algo todavía más claro en el caso de Instant Articles, por ejemplo). Pero usar esas nuevas tecnologías pueden complementar el trabajo que realizan desde la web, aumentando su experiencia y su autoridad, y ofreciendo una experiencia que genere el mayor engagement con sus lectores.

ESERP Business & Law SchoolFlyeralarmDataCentricUDIMA, Universidad a Distancia de MadridExaprintIEBS Digital Business SchoolCEF Centro de Estudios FinancierosBSM UPF Universidad Pompeu Fabra Medianzo