PuroMarketing

Uno de los grandes desafíos a los que se enfrentan las pequeñas empresas que quieren vender sus productos fuera de sus fronteras son los costes de la logística. ¿Qué consumidor europeo estaría dispuesto a comprar unos zapatos de una pequeña tienda online española si eso le supone pagar 15 euros de gastos de envío? No muchos.

Pero Amazon ha encontrado una solución para todas estas compañías que quieren exportar y no saben bien cómo afrontar (o costear) ese paso: el programa paneuropeo de logística de Amazon, un nuevo servicio por el que el gigante de ecommerce se refuerza como operador logístico para terceros.

Como informan en Cinco Días, la multinacional ha lanzado hoy este servicio que ayudará a las empresas europeas (especialmente a las de pequeño y mediano tamaño) a poder distribuir sus productos por Europea de forma más rápida, eficiente y barata.

Este programa permite que las empresas entreguen su inventario (o parte de él) al centro logístico de Amazon que tengan más cercano, y ya es Amazon quien se encarga de distribuirlo por toda su red logística (29 centros en 7 países europeos) anticipándose a la demanda local de los clientes y sin coste añadido para la empresa. Porque estas seguirán pagando la tarifa logística local (de 2,98 euros), lo que les permitirá competir en igualdad de condiciones con el resto de vendedores de Europa en cualquier punto del continente.

Además, será Amazon quien decida qué y cuántos productos envía a cada centro logístico en función de su proceso de aprendizaje automático de inteligencia acumulada durante muchos años, ya que toda la gestión logística le corresponde (permitiendo a las pequeñas empresas desentenderse). Por otro lado, con este programa paneuropeo, las pymes también cuentan con el servicio de atención al cliente de Amazon en múltiples idiomas y con la posibilidad de mostrar sus productos con el logo Amazon Premium, accediendo así a la base de clientes más activa y fiel del gigante del ecommerce, y a una mayor visibilidad.

Este servicio paneuropeo lleva probándose ya desde diciembre, pero es a partir de hoy cuando cualquier pyme española podrá participar para afrontar la llegada a nuevos mercados sin invertir un euro en logística.

Amazón sigue creciendo a través de los productos de terceros

Por supuesto, Amazon no propone este servicio de logística por caridad, sino que su objetivo es seguir creciendo y llegar a nuevos compradores a través de los productos de terceros. Y es que las ventas de terceros son cada vez un negocio más importante dentro de los ingresos de Amazon, y por ejemplo, las pymes españolas que venden a través de Amazon Marketplace movieron más de 110 millones de euros el pasado año, enviando a sus clientes internacionales más de 2,6 millones de unidades. En torno al 50% de las empresas europeas presentes en Amazon está exportando. Por otro lado, durante el 2015 creció en un 69% el número de empresas españolas que usan los servicios logísticos de la multinacional.

A nivel global, Amazon cuenta con más de 2 millones de empresas que venden en su marketplace y sus ventas suponen en torno al 40% de las ventas totales del site.