Contenidos Notas de Prensa Vídeos Foros Diccionario
Bienvenido al nuevo buscador de PuroMarketing. Nuestro sistema de búsqueda ha sido mejorado para proporcionar unos mejores resultados y mejor acceso a nuestros contenidos.
1.763 Shares
  • Suscríbete a nuestra Newsletter

    Recibir todos nuestros contenidos y novedades en tu email
  • Que integra CRM, facturación y gestión de proyectos para hacerte tu día a día más sencillo
  • Conviértete en experto del Marketing Online y accede a una profesión con múltiples salidas laborales
  • Tu escuela de negocios online especializada en el desarrollo ejecutivo de tu perfil profesional
  • PuroMarketing

    Esto es lo que parece que piensa la mayoría de los consumidores. Si creíamos que habían dado la espalda al papel, nos hemos equivocado, al menos eso es lo que nos dicen dos recientes estudios en los que se nos dice que los catálogos impresos atraen más el interés de consumidores que sus equivalentes online o en las redes.

    Un nuevo estudio, realizado en los EE.UU por Baynote y The E-tailing Group, ha hallado que los catálogos de papel couché impresos son más influyentes que cualquier red social como Facebook, Twitter y Pinterest, o  cualquier anuncio móvil, en aquellos compradores que están pensando en llevar a cabo una compra.

    Las respuestas señalaron que las opiniones online y los ratings era la fuente de información más influyente a la hora de realizar una compra online (33%) u offline (24%). En segundo lugar se sitúan las búsquedas en Google (online 26% y offline 19%), y las promociones por email en tercer lugar (25% online y 19% offline).

    Sin embargo, los catálogos impresos fueron reconocidos como la fuente de información más influyente para el 22% de los compradores online y para el 21% de los offline. Estos porcentajes superan a los de la mayoría de las redes sociales, incluido Facebook (15% y 12%), Twitter (10% y 10%) y Pinterest (10% y 9%). Incluso, la publicidad móvil fue considerada como muy influyente sólo por el 10% de los compradores online y el 11% de los offline.

    Otro estudio, este realizado en Australia por la Australian Catalogue Association, ha encontrado que la gran mayoría (70%) prefiere un catálogo impreso a online, y que únicamente el 11%  de los australianos leen catálogos online.

    Según la Australian Catalogue Association, los comercios australianos gastan anualmente más de 1.500 millones en imprimir catálogos, lo que supone cerca del 60% del total de sus presupuestos de publicidad.

    En esta línea podemos situar a Ikea, que dedica el 70% de su presupuesto publicitario a su catálogo en papel, que se ha convertido en el “libro” más leído del mundo,

    “Estamos convencidos de que las generaciones más jóvenes están más inclinadas a comprar gracias a las campañas de marketing digital o a los catálogos online, pero los resultados de nuestros estudios no dice eso”, afirmó Kellie Northwood, directos de la Australian Catalogue Association. “Los consumidores retienen mejor el mensaje e interaccionan más con las comunicaciones en papel, y con los catálogos pasa lo mismo”.

    Conoce las responsabilidades jurídicas que existen en el entorno digital para proteger a tu empresa
  • Comentarios (3)
    • Manuel
      Publicado el 26-03-2013
      Pues es para reflexionar y seguramente para pensar que según el sector, el negocio y los clientes hay que apostar por unos o por otros y siempre en su justa medida. Hay que pensar en acciones que sean rentables, on, off o on&off.
      0 Valora este comentario Responder
    • clickARme
      Publicado el 01-04-2013
      Muy buen articulo. Y si a los catologos los complementamos con links QRCode o Realidad Aumentada la efectividad será mucho más elevada.
      0 Valora este comentario Responder
    • Pau
      Publicado el 15-07-2013
      Hace poco descubrí una plataforma que permite autoeditarse los catálogos y que luego da la posibilidad de imprimirlos o tenerlos en formato online-ebook. Se llama Look and Remember Business. Igualmente creo que no habría por qué elegir entre redes sociales y catálogo tradicional. Ambas herramientas se complementan.
      0 Valora este comentario Responder
  • Anónimo
    Si te ha gustado este contenido, puedes sumarte al debate con tu opinión y comentarios