PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas en Español

Forrester Research ha publicado un informe en el que nos dice, básicamente, que en este momento Facebook no es del todo eficaz para impulsar las ventas de comercio electrónico. “El estudio encontró que el promedio de las métricas de Facebook en cuanto a porcentajes de clics es de 1%, y su tasa de conversión del 2%. El e-mail marketing, en comparación, tiene un 11% en porcentaje de clics y una tasa de 4% de media”.

La razón de todo esto es evidente, la gente no va a Facebook como si fuese de compras. Su principal función es ir a ponerse al día con sus amigos o jugar. Sucharita Mulpuru, analista de Forrester, reconocer que la página va a las páginas de las marcas en Facebook con el fin de obtener un cupón y por eso el interés de los consumidores es pasajero, con lo que no tendrá repercusión en ventas futuras.

Mulpuru al mismo tiempo, hace un comentario muy interesante: “cuanto los minoristas ponen los botones de “Me gusta” en sus productos, ¿están pensando realmente? Sus competidores pueden ver qué productos son los que más les gusta a los usuarios. ¿Exponen así la información de las ventas? ¿Con qué necesidad?”. Sin duda, muy interesante y merece tenerse en cuenta.

¿Es realmente una preocupación? Sí, es muy grave publicar la información que, en teoría, debe quedar en casa. El informe a su vez, hace indicar que las empresas que venden productos digitales son más adecuadas para el comercio electrónico de Facebook.

Muchas personas y los ejecutivos de Facebook también, quieren que nosotros creamos que este aumento se debe a la novedad, y que cuantas más empresas se unan, más personas pensarán en la red social como un sitio para hacer compras. ¿Es verdad?

Es muy difícil creer que Facebook estará presente cuando pensemos en comprar un DVD o un par de zapatos. Es una red social y no esto. Podría preguntar a los contactos qué piensan de una marca determinada e incluso echar un vistazo a la página de la marca con la esperanza de comprar un cupón, pero de ahí a hacer una compra, hay una gran brecha.

Por otra parte, hay una tendencia preocupante de que las pequeñas empresas nos obliguen a entrar a sus páginas en Facebook con el fin de obtener la información que necesitamos antes de comprar. Algunos de éstos provienen de búsquedas en Google, otros de blogs en los que se referencia. ¿Por qué ahora se conduce el tráfico hacia una página en Facebook en lugar del propio sitio web, donde ya tenemos toda esa información y mucha más?