PuroMarketing

Ping, es el nombre dado a la nueva red social musical que Apple ha integrado en iTunes y que sin duda ha llegado pisando fuerte registrando en sus primeras 48 horas de actividad más de un millón de usuarios según datos de la propia compañía. Cifra en aumento, que seguramente se verá incrementada poco a poco y que servirá para evaluar el impacto y crecimiento de esta nueva red social.

Desde su lanzamiento oficial anunciado el pasado día 1 de septiembre por Steve Jobs, Ping ha ocupado gran parte de la atención de los medios de comunicación debido a una repercusión avalada por el gran impacto mediático de una marca como Apple. A través de internet y las redes sociales, las noticias de su lanzamiento se han ido sucediendo y propagando de forma masiva.

Sin embargo, detrás de esta historia descubrimos que "Ping", el nombre con el que esta nueva red social ha sido bautizada también se corresponde con el de una "marca registrada" correspondiente a Karsten Manufacturing Corporation, una compañía fabricante de palos de golf fundada en 1959, que distribuye y comercializa sus productos en más de 70 países de todo el mundo, entre ellos España.

A pocos días del lanzamiento, el impacto generado y el increíble volumen de menciones y Backlinks (enlaces que recibe una determinada web desde otras páginas) han situado la nueva web de esta red social en las primeras posiciones en los resultados de los principales buscadores de internet cuando realizamos una consulta bajo este termino.  Y con ello, amenazando no sólo la visibilidad de la cual hasta ahora gozaba esta compañía sino afectando directamente sobre el nombre de la propia marca que de forma global ahora será asociada a la nueva red social puesta en escena por Apple.

Es importante el destacar que la red social Ping, no dispone de una página exclusiva en internet, sino que su información y detalles son proporcionados a través de un microsite accesible desde de la propia web de Apple, mientras que el dominio Ping.com registrado en el año 1993 pertenece a Karsten Manufacturing Corporation y ofrece acceso a la página comercial de la compañía en internet.

Las consecuencias y repercusiones podrían ser incontables aunque algunos consideren que más allá de tal coincidencia, el propio website de esta empresa pudiera verse beneficiado de errores de tipeo o de quienes inicialmente y de forma errónea recurran a este dominio para acceder a la página web de esta red social. Sin embargo, el daño y la confusión de esta casual coincidencia podría generar sobre la propia marca proporcionalmente muchos más efectos negativos que positivos, afectando de igual forma y directamente a todas las estrategias de marketing de la propia compañía, sobre todo en cuanto a asociación y nivel de marca se refiere.

Todo ello, sin contar los esfuerzos y recursos invertidos en estrategias en los medios sociales como Twitter o Facebook donde la marca dispone de su propia página con más de 21.500 fans y seguidores.

Por el momento se desconoce la postura de los responsables de la compañía acerca del uso por parte de Apple del nombre de esta marca comercial registrada. Algo que podría llevar a la compañía a emprender acciones legales contra los de Cupertino.