PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas en Español

En la última década, Amazon se ha convertido en una de las piezas clave en el panorama de internet, asumiendo cada vez posiciones más destacadas y en más mercados. La compañía empezó como una librería online, ha acabado convirtiéndose en un espacio que vende todo tipo de productos y en el que los consumidores buscan cada vez más cosas y ha comenzado a introducirse ya en mercados como el de la publicidad y el de los contenidos. Todo ello ha hecho que su marca sea más popular y más reconocida y que se convierta gracias a ello en cada vez más y más valiosa. Tanto, de hecho, que su valor de marca acaba de romper máximos históricos.

Amazon acaba de convertirse en la primera empresa que supera los 200.000 millones de dólares en valor de marca, como acaba de señalar el último informe Brand Finance Global 500. En total, el valor de marca de Amazon es ahora mismo de 220.800 millones de dólares. Este es el tercer año consecutivo en el que esta marca se posiciona como líder en el ranking, superando a las siguientes marcas mejor posicionadas. El valor de la marca ha crecido además de forma notable de un año para otro. En la estimación del año anterior, Amazon estaba valorada en 187.900 millones de dólares, lo que supone un crecimiento del 18% interanual.

Este crecimiento se explica, como señalan en las conclusiones del estudio, porque Amazon ha diversificado su portfolio y la cantidad de mercados en los que opera, lo que hace que se posicione como una empresa innovadora pero también como una con un potencial de crecimiento en más terrenos.

Eso sí, los ingresos de Amazon están muy vinculados todavía al ecommerce, recuerdan, lo que hace que el valor de marca se arriesgue a estancarse en el futuro si su posición en ese mercado se estanca o si no logra mantener contentos y 'atrapado' a sus consumidores. Dado que en algunos mercados está viendo ya ciertos problemas (saturación en China, por ejemplo, o oposición por los defensores del medioambiente en Europa, apuntan), Amazon podría tener problemas para mantener sus ritmos de crecimiento.

"Hoy en día, la situación de Amazon parece más que cómoda, pero ¿qué le traerán los locos años 20?", se pregunta el CEO de Brand Finance, David Haigh.

Las marcas que siguen en el ranking

Con su valorización Amazon supera en 60.000 millones de dólares el valor de marca de Google y en 80.000 el de Apple. Google y Apple son, respectivamente, la segunda y la tercera marca más valiosas del mundo, intercambiando las posiciones que ocupaban en el año precedente. Google logra crecer en valor de un año para otro en un 11,9%, pero Apple ha perdido el 8,5% de su valor.

La lista se completa con Microsoft, Samsung, ICBC, Facebook, Walmart (que vuelve al top 10), Pingan y Huawei. Estas dos últimas marcas entran en el top 10 de las marcas más valiosas.

Mercadona entre en el ranking 500

Las marcas españolas mejor posicionadas en el ranking son el Santander (puesto 101) y Zara (puesto 128), aunque ambas han perdido posiciones desde el año pasado, cuando estaban en el top 100. Entre las 500 marcas más valiosas del mundo, también están Movistar (186), BBVA (192), Iberdrola (432) y Mercadona (464).

Mercadona es una de las nuevas entradas en el listado de las marcas más valiosas del mundo de este año. Su entrada encaja con un contexto en el que los gigantes de los supermercados de nueva generación están logrando buenos datos.

Las marcas de más rápido crecimiento en retail son, de hecho, Lidl y Aldi, cuyo valor de marca ha subido en un 40 y en un 37% en el último año y que han "rediseñado el panorama de los supermercados".

¿Una burbuja de marcas?

Los datos del estudio no solo permiten hacer rankings y listicles, sino que también deja analizar cómo están cambiando las cosas y que realidades pueden marcar el futuro de las marcas. Y una de ellas es que, quizás, los crecimientos de impresión y las marcas emergentes se van a enfrentar a un golpe de realidad en el futuro inmediato.

A pesar de que muchas marcas protagonizaron grandes casos de éxito, en general Brand Finance ha identificado "claros síntomas de desaceleración". El valor combinado de las marcas que forman el top 500 global ha crecido por debajo del 2% interanual, una cifra muy baja, marcada por un reparto de la realidad. Si 244 marcas ganaron valor de un año para otro, 212 no lo hicieron. 95 perdieron incluso un 10% o más de su valor de marca.

¿Por qué ocurre esto? Es una cuestión de contexto. La situación se ha vuelto más impredecible que nunca, señalan en el análisis de Brand Finance, lo que hace que las marcas tengan que ajustar muy bien qué hacen y por qué (algo que no es fácil) y que cumplir las expectativas de los inversores se haya vuelto más complicado que nunca. De hecho, las marcas de tecnología son las que han perdido valor, porque no han sido capaces de igualar las expectativas ultra ambiciosas de sus inversores.

ESERP Business & Law SchoolUDIMA, Universidad a Distancia de MadridIEBS Digital Business SchoolCEF Centro de Estudios FinancierosUPF Barcelona School of ManagementMedianzo