PuroMarketing

Durante años, varias fueron las voces y las predicciones que apuntaban que las búsquedas online y los buscadores tenían los días contados. El boom de las redes sociales, apuntaban los expertos, hacía que los buscadores fuesen mucho menos relevantes y mucho menos importantes. Sin embargo, no solo los buscadores no desaparecieron sino que además su uso se ha intensificado, gracias al boom de los smartphones y a que podemos hacer búsquedas en el momento exacto en el que lo necesitamos.

Eso también ha hecho que los anuncios de búsqueda se hayan convertido en mucho más relevantes y en mucho más importantes. Siguen llevándose una parte importante del presupuesto publicitario online y son la clave que explica el crecimiento de nuevos jugadores publicitarios, como es el caso de Amazon.

La razón por la que hacemos clic en los anuncios de búsqueda está en que, en general, no somos conscientes de que aquello es un anuncio. Es la conclusión a la que han ido llegando los estudios a lo largo de los años, pero también la que acaba de extraer un análisis de Clutch, que ha analizado el comportamiento de los consumidores en relación con los anuncios de búsquedas en Google, Bing, YouTube y Amazon.

A pesar de ello, los consumidores están convencidos de que son plenamente conscientes de cuando un anuncio de búsqueda está apareciendo ante ellos. Es decir, creen que pueden separar publicidad de contenido sin muchos problemas. Un 77% de los encuestados afirmaba estar seguro de poder separar publicidad de resultados de búsqueda orgánicos.

Los consumidores también tienen una visión diferenciada sobre en qué ocasiones harían clic y en cuáles no. Google es el principal escenario en el que los consumidores harían clic en los anuncios. Un 63% de los encuestados apunta que haría clic en un anuncio de búsqueda en el buscador. Google supera a lo que los consumidores creen que harían con Amazon (un 15% asegura que haría clic), YouTube (9%) o Bing (6%).

El éxito de Google en este punto posiblemente también esté marcado por la propia naturaleza de sus anuncios. Un 48% de los consumidores señala, en general, que hace clic en los anuncios cuando son de texto, un 31% en los que son de estilo Shopping y un 16% en los de vídeo.

Lo que lleva a hacer clic

Los consumidores tienen también una lista de razones por las que hacen clic en los anuncios (y por las que no lo harían). Como ocurre con las búsquedas y los resultados orgánicos que aportan, los anuncios también tienen que ser capaces de responder a lo que los consumidores esperan. Tienen que ser capaces de aportar valor y de encajar con la búsqueda concreta que están haciendo. Como recuerdan en Search Engine Land, si alguien está buscando por un producto en oferta eso es lo que quiere y no las versiones más caras o las últimas novedades de ese producto.

Las conclusiones del estudio también lo dejan completamente claro. La primera de las cuatro razones por las que se hace clic en un anuncio de búsqueda está en lo que el anuncio aporta: un 33% asegura que responde al anuncio porque ese responde a la petición de búsqueda que el consumidor ha hecho.

Tras esa cuestión está el hecho de que conozca a la marca. Un 26% hace clic cuando menciona a una marca con la que está familiarizado.

Y, finalmente, son importantes los aspectos 'formales', por así decirlo, del anuncio. Un 20% hace clic simplemente porque están justo encima de los resultados de búsqueda (y por tanto es lo primero que ve) y un 19% porque el título, la descripción o la imagen les resultó atractiva.