PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas en Español

Los compradores están cada vez más interesados en recibir mensajes, en acceder a vídeos o en leer textos sobre temas interesantes ofrecidos por sus marcas de cabecera. Que un supermercado o una marca de alimentación cree su propio site de recetas ha dejado de ser algo novedoso o sorprendente para convertirse en algo que casi se da por hecho.

Pero los contenidos no solo son muy útiles de forma generalizada para llegar a los consumidores, sino que también funcionan muy bien de forma específica cuando a quien se quiere convencer es a los millennials. Los miembros de la generación del Milenio son uno de los grupos de consumidores que más difíciles resultan a las marcas, ya que no acaban de entender del todo cuáles son las motivaciones que se esconden detrás de sus decisiones de compra. ¿Qué esperan los millennials de las marcas?

La lista de perspectivas que los millennials tienen para sus marcas de cabecera son muy amplias, desde que sean respetuosas y que hagan cosas por los demás hasta que los hagan más felices. Y una de las cosas que los consumidores de esta franja de edad dan por hecho es que las marcas serán activas en internet y que producirán contenidos.

Los contenidos online son de hecho una de las mejores maneras de llegar a su corazón y convertirlos en consumidores fieles a la marca. Un nuevo estudio sobre hábitos de compra millennial y marketing de contenidos online, elaborado por NewsCred, así lo demuestra.

La percepción que los millennials tienen de los contenidos es muy buena. Un 62% asegura que la estrategia de contenidos de una marca, es decir, que estas les ofrezcan contenidos en internet, les hace desarrollar una mayor lealtad hacia esa marca. Aunque de entrada la cifra es muy buena y optimista y permite sacar muy buenas conclusiones y hacer previsiones optimistas sobre cómo los contenidos son la llave para llegar a unos consumidores que ahora mismo consideran difíciles, lo cierto es que los millennials no están del todo convencidos con lo que se les ofrece ahora mismo. Los mismos que aseguran que los contenidos los convierten en consumidores leales alertan de que los contenidos que pueden ver ahora mismo no son los que más les gustan de los que podrían recibir.

Frente a esta cifra están quienes no ven con tan buenos ojos la estrategia de marketing de contenidos de las marcas en internet. Cierto es que solo un 12% se muestra abierta y frontalmente en contra de lo que las compañías están haciendo. Este porcentaje de millennials asegura que no le gusta la estrategia de contenidos de las marcas. Pero aunque este porcentaje es bajo y por tanto permite seguir siendo en cierto modo optimistas con lo que está ocurriendo, lo cierto es que no el único que puede llamar a ser cauto.

A ellos se suma un 32% que señala que cree que lo que las marcas están haciendo no le ofrece realmente nada. Estos consumidores critican los contenidos generados por las marcas porque creen que son muy largos, que están demasiado orientados a venderles algo (esto es, son en realidad publirreportajes y no marketing de contenidos) o que ignoran los intereses culturales individuales de los consumidores.

"Los millennials no quieren tener que trabajar para encontrar el valor entre una avalancha de mensajes de venta", recuerda Shafqat Islam, el CEO de NewsCred a BizReport. "Las marcas se pueden ganar la confianza, la leltad y una parte de sus gastos con el contenido adecuado", señala.

Cómo llegar al millennial

Pero ¿cuál es exactamente ese contenido adecuado para los millennials? Los responsables del estudio recuerdan que, antes que nada, lo que los millennials valoran es la calidad sobre la cantidad y esto se aplica a todas y cada una de las cosas, marketing de contenidos incluido. Los millennials quieren mensajes que sean buenos, interesantes, de calidad y no a marcas que publiquen de forma masiva en redes sociales.

El contenido online que publican las marcas debe ser educativo y útil. Tiene por tanto que servir para algo o que aportar algo a sus consumidores. La estrategia debe centrarse por tanto, y si se quiere llegar a los millennials, en contenidos personalizados, con cierto sentido del humor, inteligentes y que sirvan de ayuda a la hora de tomar decisiones de compra. Esos son los contenidos que más influyen en los consumidores cuando compran y sobre todo los que más indicen en la lealtad hacia una marca.

No debe ser abusivamente largo (un 41% de los consumidores millennial dejan ese contenido si su largo/duración es excesivo) y tiene que llegar a los potenciales compradores donde ellos están. Un 71% de los millennials buscan contenidos en Google y un 66% lo hace en Facebook. Pero no se debe olvidar que hay más vida más allá de estas dos compañías: el estudio también señala que un 24% de los millennials ya busca contenidos en Pinterest.

Los resultados de tener una buena estrategia de contenidos que responda a lo que los millennials buscan son además muy optimistas. Además de conseguir una mayor lealtad a la marca, los contenidos se convierten en ventas. Un 33% de los millennials asegura que compraría a una marca que les ofrece contenidos interesantes.

be beyondFundación GalaESERP Business & Law SchoolFlyeralarmUDIMA, Universidad a Distancia de MadridGetfluenceExaprintIEBS Digital Business SchoolCEF Centro de Estudios FinancierosUPF Barcelona School of ManagementMedianzo