Contenidos Notas de Prensa Vídeos Foros Diccionario
Bienvenido al nuevo buscador de PuroMarketing. Nuestro sistema de búsqueda ha sido mejorado para proporcionar unos mejores resultados y mejor acceso a nuestros contenidos.
El poder de influencia de las recomendaciones
Las recomendaciones, a pesar de que siempre fueron un factor determinante en las decisiones de compra, hoy lo son todavía más cuando la red no ofrece la posibilidad de acceder a la experiencia y el testimonio de miles de consumidores
1.427 Shares
  • Suscríbete a nuestra Newsletter

    Recibir todos nuestros contenidos y novedades en tu email
  • Gestiona clientes y ventas con un CRM fácil pensado para PyMEs. Integrado con tus herramientas favoritas
  • IL3-Universidad de Barcelona · Infórmate de los programas que más se adaptan a tus necesidades
  • Descárgatelo, analiza qué regalos son los más adecuados para tu público y acierta en tus programas
  • PuroMarketing - Marketing, Publicidad, Negocios y Social Media en Español

    La publicidad lanzada a través de los mass media ya no es suficiente para garantizar el éxito de un producto. El consumidor ha tomado las riendas del consumo, y ahora no basta con que un actor nos diga por la televisión o por la radio lo bueno que es un producto y los milagros que hace. Ya no.

    En estos tiempos en los que las Redes Sociales han hecho que nos podamos comunicar de una forma mucho más sencilla y directa, las marcas saben bien que el modelo tradicional de publicidad no funciona, y que los usuarios, sus posibles clientes, deciden si comprar o no un producto basándose en otros aspectos, como el boca a boca, que, por otro lado, es lo que siempre ha funcionado.

    Es un hecho que los humanos necesitamos compartir las experiencias positivas y las negativas, pero, también hay que señalar que tendemos a expresar más en las plataformas que tenemos disponibles nuestro descontento que nuestra satisfacción.

    También somos conscientes de que los consumidores ya no nos dejamos influir por el mensaje que la marca nos quiere hacer llegar, que, por supuesto, no nos va a decir nada negativo de su producto, y que nos fiamos mucho más de la opinión que pueda darnos otro usuario que ya lo haya probado, acudiendo para ello a foros o a las mismas redes sociales.

    Un claro ejemplo lo encontramos a la hora de elegir un hotel en una ciudad que no conocemos. Si queremos quedarnos en un hotel en una ciudad como París y encontramos uno que no está mal de precio, aparte de que la calidad de los hoteles en el resto de Europa dista mucho, por lo general, de los de nuestro país y un hotel de tres estrellas parisino no es uno de tres estrellas en España, lo primero que hacemos es buscar el nombre del establecimiento en Google y ver las opiniones que han dejado los usuarios que ya han estado allí, y, si no son positivas, por lo general, no lo contratamos.

    El boca a boca ha funcionado desde siempre, y ahora, con las redes sociales, el poder de las recomendaciones es mucho mayor que antaño. Antes podías decirle a un conocido cómo te había ido con un producto, si te había gustado o no, hablar de tu experiencia, pero ahora es posible informar a cualquier usuario del mundo, compartir nuestra opinión de forma abierta y visible para otros cientos de consumidores.

    No nos engañemos, aunque la marca esté compuesta por personas que trabajan para ella, jamás nos van a decir nada negativo de ella, porque su fin último es la conversión, la venta. En la recomendación de otros internautas, usuarios o consumidores tenemos la llave para dar nuestra confianza o no a una marca, a un producto, y si nuestros más allegados conocidos o amigos nos recomiendan no comprar un determinado producto, resultará muy muy difícil que decidamos finalmente comprarlo.

    Este es el efecto influyente que ejercen las recomendaciones, que a pesar de que siempre fueron un factor determinante en las decisiones de compra, hoy lo son todavía más cuando la red no ofrece la posibilidad de acceder a la experiencia y el testimonio de miles de consumidores. Es por ello, un gran reto para las marcas que más allá de la publicidad, se sienten en la obligación de ofrecer no sólo un producto de calidad, sino una experiencia positiva, una mejor atención del servicio y una mayor confianza que hagan posible alcanzar una mayor reputación y que las recomendaciones negativas de los clientes no se conviertan en el peor enemigo de nuestra empresa o marca.

    ¿Y tú, eres de los que se dejan convencer por la publicidad o de los que buscan recomendaciones de otros?

    Descubra cómo SAP y sus partners pueden ayudarle a conectar con sus clientes
  • Comentarios (2)
    • Pedro Rivera
      Publicado hace 4 años
      No es tan importante que diga que no se debe comprar, sino las razones para tal aseveración....
      0 Valora este comentario Responder
    • Pablo Abram
      Publicado hace 4 años
      Es importante que toda la empresa haga marketing. El boca a boca es generado mayormente por sectores diferentes a ventas, atención al cliente y marketing. Es más la falta de coordinación de estos sectores producen más ruido e insatisfacción al cliente. Por eso implemento en mis clientes la filosofía del Marketing Relacional Integral , queda solución a todos los inconvenientes mencionados en el artículo y mejora la rentabilidad y el ambiente laboral. saludos @pabloabram
      0 Valora este comentario Responder
  • Anónimo
    Si te ha gustado este contenido, puedes sumarte al debate con tu opinión y comentarios