PuroMarketing

Cuando hace unas semanas Amazon abrió su tienda sin cajeros y sin cajas de pago, la idea era una suerte de curiosidad que apuntaba hacia donde iba a ir el futuro. El atractivo de la noticia era más o menos ese: Amazon había lanzado una de esas cosas llamativas y futuristas. Los periodistas estadounidenses cubrieron la inauguración con ese toque divertido que se le suele dar a este tipo de eventos, los habitantes de la ciudad en la que abrió sus puertas hicieron cola el día de apertura para probar la novedad y la tienda totalmente self-service fue la nota curiosa de la apertura del año.

Sin embargo, el movimiento de Amazon no es exactamente solo una curiosidad, sino más bien una maniobra de negocios que no solo apunta hacia donde puede ir el futuro sino también dónde está el futuro. Las tiendas sin cajas ni cajeros van a ser el siguiente movimiento del gigante del ecommerce en el retail, después de la puesta en marcha de su red de librerías físicas y de la compra de la cadena de supermercados WholeFoods.

Porque, como acaba de filtrar la prensa estadounidense, Amazon planea abrir nada más y nada menos que media docena de tiendas sin cajas ni cajeros antes de que acabe el año. Como han apuntado varias fuentes cercanas al movimiento a Recode, Amazon abrirá al menos seis tiendas más de su formato Amazon Go en Estados Unidos antes de diciembre.

Seattle, la ciudad que es la sede del gigante, será uno de los espacios en los que abrirán tiendas (y es donde está la primera) y cuenta ya con tres potenciales ubicaciones para sus tiendas. Los Angeles es otra de las potenciales ubicaciones. En esa ciudad, el dueño de un centro comercial de nuevo cuño ha estado en conversaciones con la compañía para llevarlos a la ubicación.

Por qué Amazon se lanza a por ello

¿Por qué Amazon está dando estos pasos para asentar una suerte de imperio potencial de tiendas sin cajas? De entrada, hay que tener en cuenta que la compañía ha trabajado durante años (cuatro, para ser exactos) en la tecnología detrás de la tienda y es bastante esperable que quiera amortizarla. Para continuar, la tienda sin cajas se ha convertido en un tema de moda y la apertura de la primera generó muchísimo hype.

Pero además, y para finalizar, la apertura de tiendas Amazon Go haría que Amazon se integrase aún más en la vida diaria y cotidiana de los consumidores, como recuerdan en Recode. Sería un nicho más de mercado en el que Amazon entraría directamente dentro del día a día de los consumidores y uno más de los que el gigante quiere conquistar (no hay que olvidar que también se rumorea que está intentando crear su propio servicio de entregas).

Alibaba también lo hace en China

Además, el movimiento no solo es interesante teniendo en cuenta lo que Amazon está haciendo sino también como muestra de hacia dónde van los cambios del mercado, como recuerdan en un análisis en Forbes.

En otros mercados, como China, también se están probando formatos de tiendas que permiten el pago vía apps móviles y que emplean herramientas de autoescaneo y reconocimiento facial. Alibaba, el gigante del ecommerce chino, tiene una red de tiendas sin cajeros y sin dinero, Hema. En sus 13 establecimientos (a los que se suman los 25 previstos para abrir el año e los 30 que se sumarán antes del cierre de 2018), los consumidores son quienes hacen el proceso de pago escaneando los productos antes de echarlos al carro. Alibaba es el jugador más popular y conocido fuera del mercado chino, pero no es el único que está probando a crear sistemas de compra sin cajas ni cajeros en ese país y en el mercado asiático.

El futuro de las tiendas sin cajas ni cajeros ni colas de pago no es por tanto tan lejano.