PuroMarketing

La mitad del gasto en publicidad se va a lo digital y estos tres players se llevan dos tercios de esa inversión 

La inversión en publicidad fue uno de los elementos que se vio afectado de forma más notable por la crisis del coronavirus. Los anunciantes hicieron recortes en cómo y dónde se anunciaban, temiendo una futura recesión pero también lastrados por el hecho de no tener muy claro qué debían hacer y cómo. Eso sí, a pesar de que la situación era transversal y afectaba a todas las áreas, no todas se vieron lastradas del mismo modo.

Como han ido demostrando los diferentes estudios, los problemas se han notado más en ciertos escenarios y no tanto en otros. Los medios tradicionales han vivido una auténtica sangría, mientras que los medios digitales han salido mucho mejor parados de la situación generada por la crisis. Y, en todo ello, los grandes players han sido los que han notado un menor impacto. Facebook, Google y Amazon han sido los grandes ganadores del reparto de la inversión publicitaria en el año del coronavirus.

Eso es lo que deja claro el último estudio de GroupM, tal y como recoge en un análisis The Wall Street Journal. La investigación de este diario parte de los números del mercado estadounidense, pero sus conclusiones dejan muy claro el patrón que han seguido los anunciantes durante el año del coronavirus.

De entrada, la inversión se ha dirigido al entorno digital. Como explican desde GroupM al medio económico, "la publicidad digital ha sido el punto brillante destacado en un año que por lo demás fue bastante oscuro para la industria publicitaria". Así, 2020 cerrará como el año en el que más de la mitad de la inversión publicitaria ha ido a manos de las plataformas digitales.

Sacando la inversión en publicidad política, el 51% del mercado publicitario estadounidense de 2020 ha sido publicidad digital. Para el año que viene, se espera que sea el 54%. Hace tres años, la publicidad digital era un tercio de la inversión publicitaria, con un tamaño similar al de los medios tradicionales. Ahora, la suma de periódicos, revistas, radios y televisiones locales es del 21% del mercado.

Y, por supuesto y para continuar, no todos los players tienen un mismo porcentaje del reparto de la tarta. De este boom de la publicidad digital, los grandes se llevan la mejor parte. Los grandes beneficiarios de esta situación han sido Google, Facebook y Amazon. Las cuentas lo dejan muy claro: según GroupM, casi dos tercios de toda la inversión en publicidad digital de este año acabaron en manos de estos tres gigantes.

Lo que los ha beneficiado

¿Por qué ha ocurrido esto? Estos tres gigantes se han beneficiado de que ofrecen herramientas de segmentación que permiten llegar a cuestiones muy micro al tiempo que lo hacen con un coste muy bajo. Los precios en publicidad no son muy elevados y eso permite hacer diferentes campañas y, sobre todo, llegar a una variedad más amplia de anunciantes.

En un año complicado y con gastos limitados, las pymes han optado por anunciarse en internet y en estas plataformas. Incluso para aquellas compañías, como Facebook, que han tenido un año complicado, las cosas no han sido tan negativas. Aunque Facebook vivió un boicot publicitario en verano, sus ingresos por publicidad en ese trimestre subieron en un 22%.

De todo el mercado publicitario estadounidense, Google tiene ya cerca del 30%, Facebook supera el 20% y Amazon es ya el 10%.