PuroMarketing

La publicidad nativa se ha convertido en uno de los elementos destacados en la estrategia de marketing y publicidad de las empresas. Cada vez dedican una mayor parte de su presupuesto a este tipo de anuncios, en respuesta a la caída del alcance de la publicidad tradicional y también partiendo de los buenos resultados que este tipo de mensajes publicitarios logran. Si a eso se suma que cada vez los anuncios de 'siempre' tienen más complicado llegar al consumidor y ser servidos, se puede comprender por qué esta es una alternativa emergente.

Pero ¿cuáles son las tendencias que marcan la agenda en publicidad nativa? Partiendo de un estudio que ha realizado la plataforma Nativo se puede llegar a las siguientes conclusiones.

Coches y viajes son las industrias que más dinero gastan

Según las conclusiones del estudio, dos son las industrias que lideran la inversión en publicidad nativa. La primera de todas ellas es la industria de la automoción, que lidera cómodamente en el mercado. La industria del turismo y de los viajes se posiciona en el segundo puesto gracias, sobre todo, al crecimiento de la inversión en publicidad nativa que han hecho dos segmentos concretos, el de los hoteles (que han aumentado en un 222% la inversión en publicidad nativa) y, sobre todo, el de las aerolíneas (con un 519% de crecimiento).

Estas dos fuentes de crecimiento se suman a los tradicionales grandes inversores en publicidad turística, como son los destinos vacacionales, las organizaciones regionales de promoción del turismo y los parques temáticos. A eso se suma que los analistas creen que el mercado del turismo va a entrar en una fase de boom, lo que llevará a que los anunciantes se muestren mucho más interesados por posicionarse mejor.

Estos dos sectores muestran lo que hace más funcionar a la publicidad nativa

Además, tanto la industria del automóvil como la del turismo permiten comprender mejor que otros ejemplos qué es lo que hace que la publicidad nativa funcione y cuáles son sus principales beneficios. Para los anunciantes, la publicidad nativa es muy útil para cubrir ciertas necesidades de los consumidores, como es el caso de la investigación de producto. En estos dos mercados, se toman decisiones con mucha valoración (se piensa mucho qué hacer y qué no) y también se invierte tiempo haciendo investigación. La publicidad nativa permite dar muchos más detalles y hacerlo además con mucha más calidad.

Las compañías B2B están perdiendo la oportunidad

Curiosamente, uno de los nichos en los que se podría esperar que se jugase más con la publicidad nativa (teniendo en cuenta lo que señalaba el punto anterior) es en el mercado B2B. Sin embargo, según las conclusiones del estudio, las compañías B2B están perdiendo la oportunidad.

Están gastando mucho dinero en marketing de contenidos, dicen, pero no tanto en publicidad nativa. El problema está en que hacen mucho contenido ellos, pero no usan elementos y vía de pago para posicionarlo. El contenido está, por poner un ejemplo, en su propia web, pero no en un medio que llegue a sus potenciales consumidores.

La publicidad nativa empieza a contagiar a la publicidad no nativa

Pero el poder de la publicidad nativa no solo se ve en sus cifras y en sus datos de ejecución, sino también en cómo están cambiando las cosas y cómo afecta a los demás elementos. La publicidad tradicional online empieza a converger con la nativa, empieza a tener un aspecto "más a lo nativo" siendo cada vez más parecida al aspecto final del site.