PuroMarketing

La crisis del coronavirus ha tenido serios efectos - como daños colaterales - en cuestiones económicas y las contrataciones han sido uno de ellos 
Las contrataciones y nuevos

La crisis del coronavirus ha golpeado de muchas maneras diferentes al universo del marketing y de la publicidad. La industria se ha resentido a muchos niveles, desde en la gestión de presupuestos hasta en la respuesta a la situación. Los marketeros tuvieron que tomar decisiones muy rápidas, responder a cambios acelerados de las reglas del juego y gestionar situaciones complejas. Esto también supuso austeridad y ajustes, lo que implicó limitaciones en a quién se contrataba, cuándo y por cuánto.

Algunos estudios ya han ido señalando de todos modos que, por muchos recortes y por muchos ajustes que se hagan, el año del coronavirus no debería hacer perder de vista a los marketeros la necesidad de conseguir nuevas capacidades y nuevas habilidades.

El reto de responder a los cambios del mercado y al crecimiento de la importancia de lo digital sigue ahí y el equipo de marketing debería continuar preparándose para ello. Esto supone no solo seguir formándose y adquiriendo así nuevos conocimientos, sino también continuar redondeando el equipo y fichando talento.

A pesar de ello, durante la crisis del coronavirus las compañías han optado por la vía más conservadora y han reducido su contratación. No sentían que fuese el momento de hacer fichajes o ampliar los equipos. Incluso, fue el momento en el que no pocas compañías hicieron reajustes.

La tendencia podría haber empezado a cambiar. Si se toma como guía los datos del Global Marketing Index (GMI) que elabora Warc, se puede sentenciar que lo ha hecho ya. Los datos del GMI muestran que, por primera vez desde que empezó la crisis del coronavirus, las contrataciones han vuelto. Exactamente, y según los datos de Warc, por primera vez desde que la crisis sanitaria empezó ha aumentado de forma global el número de personal contratado.

La media global apunta a que en febrero se alcanzó un índice de valor de 53,1, frente al 49 de enero. En el índice, un valor por encima de 50 supone crecimiento y uno por debajo retroceso.

Europa vuelve al crecimiento

Aunque la media global da en números positivos (y está en una posición mucho mejor que el nivel de 39 que tenía en septiembre), no todos los mercados muestran la misma situación. Los llamados Américas han cerrado el mes con crecimiento, pero ya lo habían hecho también en los meses de octubre a enero. Asia-Pacífico se ha quedado en punto medio entre el crecimiento y el decrecimiento.

Donde han cambiado de forma importante las cosas ha sido en Europa. En Europa, se ha vuelto a números de crecimiento, con un 53,7. Los meses previos, las cifras europeas se habían posicionado en los números de decrecimiento.

Curiosamente, y teniendo en cuenta que el mercado europeo está siendo uno de los más duramente golpeados por la crisis sanitaria en términos de cierres, los datos de contratación en el mercado del marketing en los meses previos, aunque en cifras de no crecimiento, han sido mejores que los de Asia-Pacífico. En septiembre, ese mercado es el que tiene el número más bajo.

Volviendo a los números globales, Warc señala que no solo están creciendo las contrataciones en marketing. También lo están haciendo los presupuestos globales de inversión en ese terreno.