PuroMarketing

Con el objetivo de cuantificar la relevancia que adquiere este aspecto para los reclutadores, así como en qué casos es más o menos importante, Infoempleo y el Grupo Adecco han realizado un exhaustivo análisis que se recoge dentro del último Informe Infoempleo Adecco sobre Oferta y Demanda de empleo en España y por el cual se han estudiado más de 300.000 ofertas de empleo publicadas en nuestro país.

Entre los principales datos del informe, destaca que la experiencia profesional sea un requisito presente en el 79,6% de las ofertas de empleo en nuestro país, 4 puntos porcentuales más que hace un año, cuando era del 75,3%. Y no solo se ha incrementado el volumen de ofertas que hace referencia a este requisito, sino que la experiencia media que demandan las empresas es de 3,4 años, también superior al año anterior, cuando era de 3,3 años.

6 años de experiencia para optar a un puesto directivo

Cuanto mayor es la responsabilidad del puesto de trabajo, mayor es la experiencia que requieren las empresas, es decir, existe una relación directa entre la categoría profesional ofertada y el nivel de experiencia necesario para acceder al puesto. No obstante, durante el último año se ha incrementado el tiempo medio trabajado que se exige para cada una de las categorías laborales.

Ahora, para optar a un puesto directivo, la experiencia previa demandada es de 6 años, mientras que un año atrás era de 5,6 años. Para los mandos intermedios, las ofertas de empleo especifican una media de 5 años, frente a los 4,2 de hace un año.

Los puestos técnicos, en la misma línea, requieren de una experiencia de 3 años en la actualidad. Hace un año, en cambio, era de 2,1 años. Para los puestos de empleados este incremento interanual ha sido igual de marcado. En este caso se solicitan 2,3 años de experiencia, más de un año por encima.

No solo estas cifras nos llevan a pensar que, a mayor categoría profesional, mayor es la experiencia requerida. El porcentaje de ofertas que hace referencia a este aspecto es superior en los puestos de dirección que en el resto de casos.

Así, los profesionales que quieran optar a un cargo directivo verán que el 98% de las ofertas de empleo incluye la experiencia entre uno de sus requisitos, mientras que para los puestos de empleados esta cifra se reduce hasta el 73,9%.

De las ofertas para directivos que sí señalan la experiencia como uno de los requisitos de acceso al puesto, el 56,1% demanda que esa experiencia sea superior a los 5 años y el 30,5%, que sea de entre 3 y 5 años. Por tanto, casi 9 de cada 10 ofertas de empleo que buscan directivos exigen haber trabajado en un puesto similar o del mismo sector al menos 3 años.

En el caso de los mandos intermedios, la exigencia de experiencia está más dividida. El 35,6% de las ofertas busca candidatos con más de 5 años de experiencia previa, el 39,3%, de entre 3 y 5 años, y el 20%, de entre 2 y 3 años. Aun así, el 95% de las ofertas dirigidas a estos profesionales requiere más de 2 años de práctica.

Los reclutadores son menos exigentes con los técnicos. De hecho, en el 29,6% de las ofertas que se dirige a ellos se buscan profesionales que no tengan experiencia previa. Sin embargo, el grueso de ofertas señala experiencia superior a los dos años: más de 5 años (13,7%), entre 3 y 5 años (32,8%) y entre 2 y 3 años (16,7%).

Por último, casi la mitad de las ofertas en las que se busca cubrir puestos de empleado asegura no requerir experiencia previa, tal y como hemos detectado en el 43,8% de las ofertas analizadas.

Tecnología, marketing y comunicación entre las categorías que más se centran en la experiencia

Por áreas funcionales, las que mayor importancia otorgan a la experiencia en sus procesos de selección son la legal, con un 88% de las ofertas que especifica este requisito, y la de administración de empresas, con un 87,2%.

Por detrás de ellas se sitúan las áreas de recursos humanos (79,9%), calidad, I+D, PRL y medio ambiente (79,4%), tecnología, informática y telecomunicaciones (78,6%), ingeniería y producción (77,9%) y marketing, comunicación y contenidos (77,8%).

También con más del 70% de las ofertas que exigen una experiencia concreta, el área comercial y de ventas (74,9%) y la de administrativos y secretariado (74,4%).

En menor medida, las áreas funcionales de atención al cliente (69,1%), diseño y maquetación (68,6%) y compras, logística y transporte (66,7%) son las que menos recogen en sus ofertas de empleo el requisito de la edad.

De nuevo, si atendemos a la experiencia media que requiere cada área funcional, no todas aquellas que más mencionan la experiencia en sus ofertas de empleo son las que necesitan profesionales más veteranos.

En este caso, despunta el área de administración de empresas, en cuyo caso, la experiencia media demandada es de 5,6 años, muy superior a la del resto. Le sigue la de administrativos y secretariados, con una media de 4,2 años. Lejos de ella, el área de marketing, comunicación y contenidos, con 3,9 años, la de ingeniería y producción, con 3,8 años, la legal, con 3,6 años, la de calidad, I+D, PRL y medio ambiente, con 3,3 años, la de recursos humanos, con 3,2 años, y la de tecnología, informática y telecomunicaciones, con 3,1 años.

En menor medida, las áreas comercial y de ventas, cuyas ofertas reflejan una media de 2,5 años de experiencia, y diseño y maquetación, con 2,1 años.

Las que requieren una menor experiencia en los candidatos que se presentan a un puesto de trabajo son el área de atención al cliente, con una media de 1,3 años, y la de compras, logística y transporte, con 1,4 años.

La Comunidad de Madrid es la más exigente con la experiencia

Por autonomías, es la Comunidad de Madrid la que lidera el ranking. La región madrileña es la que mayor importancia otorga a la edad de los candidatos, ya que el 84,2% de las ofertas de empleo así lo especifica. Y, además, es la zona geográfica en la que la experiencia media requerida es mayor, con 3,5 años.

De las más de 8 de cada 10 ofertas que hacen referencia a este requisito en la región, el 28,8% indica expresamente que no es necesario haber desempeñado un trabajo previamente. Sin embargo, lo más habitual es que se busque profesionales con algo más de práctica. De hecho, más de la mitad de las ofertas de empleo exige una experiencia superior a los 3 años: el 26,8% busca candidatos que hayan trabajado con anterioridad entre 3 y 5 años y el 24% requiere que lo hayan hecho durante más de 5 años.

El 14,4% exige una experiencia de entre 2 y 3 años y el 4,6%, de entre 1 y 2 años. El 1,4% restante demanda candidatos que hayan trabajado con anterioridad, pero la exigencia es mucho menor: no es necesario que llegue al año.