PuroMarketing

Uno de los temas de debate en los últimos tiempos en el mundo del marketing ha sido el enfrentamiento entre el trabajo creativo y la tecnología. Ahora que las nuevas tecnologías estaban más presentes que nunca, se podía llegar a cuestionar la importancia de la creatividad como elemento para llegar al consumidor. En el mundo de los datos, de la personalización, de la inteligencia artificial que se encarga de hacer tantas cosas? ¿Sigue siendo importante la creatividad?

Muchos analistas ya han ido dejando claro que, a pesar de que la tecnología hace que las cosas sean más fáciles para las empresas en algunos terrenos y que aunque hace que en otros la vía para llegar al consumidor sea mucho más efectiva, no se puede perder de vista la importancia del trabajo creativo. La creatividad es lo que hace que la marca destaque, que sea única, y eso es algo que una máquina, por muy avanzada que sea, no puede todavía hacer.

Sin embargo, la inversión en martech ha ido subiendo en los últimos años como la espuma y también lo ha hecho el fichaje de talento tecnológico, algo que es bastante lógico teniendo en cuenta el estado de las cosas.

Los perfiles más buscados y los que protagonizan estudios, previsiones y tendencias suelen ser los que están muy vinculados a la tecnología y los que permiten llegar a cuestiones concretas. Data scientists, data analysts, directivos de datos, expertos en ciberseguridad... Ellos también han sido los profesionales más buscados en los últimos tiempos en la industria del marketing y de la publicidad y en los equipos que las compañías dedican a estas áreas.

Aunque esta búsqueda de perfiles y la necesidad de hacer fichajes de tecnología no debería eclipsar a lo creativo y no debería hacer olvidar que estos profesionales también son muy importantes, especialmente en un entorno en el que a las marcas cada vez les cuesta más destacar por encima de su competencia.

Y, quizás, las empresas comienzan también a comprenderlo y los profesionales creativos empiezan a ser también una de las grandes cosas del momento.

Según un estudio reciente de The Creative Group, los perfiles creativos se van a convertir en un punto al alza en los planes de contratación de la industria en los próximos meses. Los datos llegan desde Estados Unidos, pero muestran un principio de cambio de tendencia o, al menos, una ampliación en el estado de las cosas. Como apuntan en The Drum, el talento creativo se va a convertir en una commodity de moda en el año entrante.

Qué buscan como profesional creativo

¿Qué apunta el estudio? Según sus datos, el 60% de los responsables de contratación en marketing y en publicidad buscará durante el primer semestre de 2019 a personal creativo.

Serán especialmente en terrenos como desarrollo para web y móvil y en producción de shows web, que serán los terrenos al alza y también los más complicados de lograr llenar. Las compañías querrán a trabajadores con esas capacidades creativas, pero se encontrarán con una oferta de talento limitado.

A estos profesionales se sumarán expertos en diseño visual, en desarrollo creativo o con capacidades en experiencia de usuario. Todos son trabajadores y perfiles que encajan en lo que la transformación digital está reclamando y que imponen nuevos formatos y nuevos modos de generar y distribuir mensajes.

También son difíciles de encontrar

Y todos ellos son, como ocurre con sus colegas techie, difíciles de encontrar. Un 92% de los encuestados asegura que encontrar a profesionales creativos es un reto. Un 19% de ellos asegura que el problema para captar talento está en lo lentos que son los procesos de contratación y un 17% en que no son capaces de ofrecer un salario competitivo.

Sobre cómo se integran esos nuevos trabajadores creativos en la plantilla, muchas empresas optarán por modelos de colaboración. Además de fichar talento y que forme parte permanente del equipo, también se buscará trabajo freelance. Un 56% de las empresas asegura que aumentará el número de freelancers con los que trabaja en los próximos seis meses.