PuroMarketing: Noticias de marketing, publicidad y marcas

En los últimos años, Amazon se ha posicionado como uno de los jugadores emergentes en el mercado publicitario online. Los datos que tiene sobre lo que interesa de verdad a los consumidores hacen que sea un potencial jugador relevante para las marcas y las empresas, que siempre están buscando la manera más efectiva de segmentar a sus consumidores, y el poder que tiene en los procesos de compra, ya que cada vez más procesos de búsqueda empiezan en su plataforma, hace que su tirón sea todavía mayor. La inversión publicitaria en Amazon va en aumento.

En España, Amazon tiene publicidad en su tienda online (en la que no es difícil ya encontrar anuncios de diferentes productos y servicios) y en sus dispositivos (que tienen precios más bajos si se compran con anuncios y donde lo habitual es ver, o al menos eso se puede concluir siendo usuaria de uno de esos dispositivos, anuncios de propios servicios de la compañía).

En general, Amazon también comercializa publicidad en vídeo, como se puede ver en su web para anunciantes, aunque está limitada a ciertos entornos. ¿Se puede comprar publicidad para Prime Video? En teoría, el servicio está libre de anuncios (aunque Amazon sí sirve publicidad en su servicio IMDb Freedive) pero eso no implica que esté libre de marcas y de empresas. Netflix tampoco tiene publicidad, por ejemplo, pero sus grandes éxitos son una llave para posicionar product placement o hacer contenidos y productos derivados que generan ingresos. En el caso de Amazon, además, Prime Video parece estar abriéndose al branded content.

Hace unos meses, Warc ya señalaba cómo algunas grandes marcas estaban experimentando con usar Prime Video como plataforma para distribuir contenidos longform de marca. Shell, Lexus o Jaguar Land Rover eran algunas de las marcas que lo hacían, vía Prime Video Direct. De forma un tanto fascinante, esa plataforma estaba destinada a productores de contenidos, una suerte de plataforma de autopublicación de vídeos, lo que hace que quienes suben contenidos a la misma reciban pagos de royalties por esos contenidos. Lexus, por ejemplo, había subido un documental de una hora sobre la trayectoria de los aspirantes a artesanos en Japón y su camino de formación.

Para las marcas, explicaban desde esa compañía a The Drum, posicionarse en una plataforma como esa les permitía tener más posibilidades de que el espectador quedase atento a su contenido de la que tenían en YouTube, Facebook o la televisión.

Recibir ingresos por ello, añadía, era muy poco relevante. Los únicos temas para el debate eran, por un lado, lo difícil que resultaba que los consumidores encontrasen el contenido y, por otro, si eso era o no publicidad (uno de los directivos que hablaban con The Drum negaba que el contenido fuese un anuncio y por tanto que tuviese que ser etiquetado como tal ante los espectadores).

La industria apuntaba hacia la idea de los documentales de marca, contenidos longform y de cierta calidad en los que la marca como tal es menos relevante.

Yoigo se suma en el mercado español

La idea estaba entonces limitada a players que operaban en el mercado en inglés. Ahora, sin embargo, una empresa más cercana acaba de entrar en la estrategia de los documentales de marca. Yoigo acaba de convertirse en el "primer anunciante en España en publicar su contenido en Amazon Prime Video", como señalan en una nota de prensa de Spark Foundry, la agencia de medios de Publicis Media que está detrás - junto con Innuba - de la campaña Pienso, luego actúo.

La campaña de la operadora de telecomunicaciones ya había pasado por plataformas de contenidos previas: había aparecido en el prime time asociado a El Hormiguero y también están en YouTube. Ahora, gracias a un "acuerdo con Amazon", los espectadores podrán encontrar las historias en Prime Video. Desde la agencia explican que los podrán subir por temporadas.

El modo en el que las historias de Yoigo han llegado a la plataforma no está exactamente claro. ¿Se trata del mismo formato de colaboración que emplean las compañías que estaban usando Prime Video para publicar sus documentales? ¿Es otra manera de posicionar contenido? Tanto en la nota de prensa de Spark Foundry como en la que Yoigo ha compartido sobre la materia simplemente se habla de un "acuerdo". "Estamos muy satisfechos del acuerdo de distribución alcanzado entre Amazon Prime Video y Yoigo que permite a todos los usuarios disfrutar de todas las historias de "Pienso, luego actúo" en un único lugar y con una gran facilidad de uso. La incorporación es una gran noticia para nuestros clientes, ya que muchos de ellos son también clientes de Amazon", señalaba Jacobo Gálvez, director de marketing del Grupo MasMovil, en esa última nota de prensa.

Los contenidos solo pueden ser visionados después de loguearse en Prime Video y aparecen como un contenido más de la plataforma (aunque con un Yoigo presenta en el prime frame). La experiencia es exactamente igual que la que puede suponer ver cualquier otro contenido en el servicio.

El contenido, eso sí, no aparece destacado ni cuando se entra en Prime Video en un tablet Fire ni cuando se navega por el contenido de la plataforma desde una Fire TV. Posiblemente por tanto el gran reto esté en lograr que los consumidores acaben encontrando estas historias en la plataforma.

ESERP Business SchoolFlyeralarmDataCentricCEFExaprintIEBSCEFUniversidad Pompeu Fabra Medianzo