PuroMarketing

Ya sea por problemas financieros, por no tener que ampliar el equipo mientras teletrabajan, las empresas no están fichando a marketeros junior, algo que lastrará su futuro
El marketing y la publicidad se enfrentan a una crisis de fichajes en el talento junior

Una de las lecciones que aprendieron quienes estaban entrando en el mercado laboral hacia 2008 y en los años posteriores es la de que las crisis no son un buen momento para arrancar una carrera. Los millennials lo vivieron bien claro en primera persona. Eran el grupo generacional que estaba entonces entrando en la edad adulta y terminando sus estudios. Tendrían que haber arrancado su carrera pero se encontraron con mucha precariedad, pocas contrataciones y una suerte de pesadilla en la que nunca dejaban de ser becarios.

Entrar en la base para desde ahí ir subiendo a puestos de más responsabilidad y mayor salario parecía casi un hito imposible, como escalar alguna montaña célebre. Para las empresas, la gestión del talento se volvió una realidad mucho más compleja. Necesitaban talento, pero no tenían la capacidad para hacerse con él.

La situación parecía haberse encaminado un poco en los últimos tiempos. La situación no era tan grave, o al menos eso era lo que parecía. Sin embargo, la crisis del coronavirus ha trastocado todo lo que estaba ocurriendo y todo lo que se sabía sobre el mercado.

Las compañías se encuentran otra vez en una situación altamente compleja y los trabajadores, especialmente los jóvenes que están empezando sus carreras, se vuelven a situar en la difícil situación de hace unos años. Las compañías no contratan y dar el punto de partida a la trayectoria profesional parece muy difícil.

Tanto es así, de hecho, que algunos analistas empiezan ya a hablar de que las compañías se van a enfrentar a un problema. En el terreno del marketing, la industria está viviendo ya una crisis en el mercado de los trabajos junior. No se están fichando a trabajadores junior para los equipos de marketing y se ha echado el freno a ese proceso de captación de nuevo talento.

Los datos llegan de un estudio de la compañía de recursos humanos y talento Aquent. Sus conclusiones, como recoge Campaign, son las de que aquellos profesionales de marketing y publicidad que están empezando ahora mismo sus carreras se tienen que enfrentar a un páramo de oportunidades. Han caído las nuevas contrataciones y se han producido ajustes de personal. Los profesionales junior son quienes están pagando el pato de este contexto.

Por qué no se ficha a talento junior

Las razones por las que el mercado laboral se ha convertido en tan difícil para los trabajadores junior llegan desde varias realidades. Por un lado, el contexto generado por el coronavirus ha hecho que las empresas hayan tenido que efectuar recortes. Los presupuestos se han reducido y la presión desde los departamentos financieros por sanear cuentas ha aumentado. Como ocurrió en la Gran Recesión de hace una década, eso ha supuesto directamente despidos, recortes y ajustes en las cuentas.

Al mismo tiempo, las propias características generales que ha creado en términos sociales el coronavirus han afectado al fichaje de nuevo talento. Aunque no se hayan realizado despidos, sí se han limitado los nuevos gastos. Se está llevando al máximo las capacidades que ya se tiene para no cargarse más de gastos por lo que pueda ocurrir en el futuro inmediato.

Además, muchas empresas siguen trabajando desde casa. En el entorno del teletrabajo, son más reticentes a incorporar nuevos profesionales.

"Este año ha sido extremadamente duro para las industrias creativas a medida que la covid-19 sigue teniendo un inmenso impacto en los negocios", explica al medio Aliza Sweiry, la managing director británica de Aquent, explicando que esta situación ha afectado "más severamente" al talento junior que estaba buscando encontrar su lugar en la industria. Son quienes están teniendo más problemas para encontrar puestos de entrada en las compañías.

Es un problema para las compañías

Por supuesto, las víctimas claras de esta situación son los trabajadores. Estos marketeros y publicistas en sus comienzos no están encontrando puestos de trabajo cuando los necesitan. Su carrera podría terminar antes de empezar porque no tienen la base para dar el pistoletazo de salida.

Aun así, y como recuerdan los responsables del estudio, esta situación también va a ser un problema grave para las empresas a medio plazo. Como señalan desde Aquent, no captar ahora a talento junior podría lastrar las estructuras de los equipos de marketing y publicidad en unos años.

Tiene lógica: no fichar ahora lastra el relevo generacional que será necesario en el futuro.