PuroMarketing

Los anuncios no deben ser aburridos y excesivamente racionales, posicionando mejor a sus marcas 

En la estrategia de marketing de las empresas B2B, ciertos elementos suelen llevarse el mayor peso de la inversión. Los marketeros se centran en hacer eventos y congresos, en acciones directas con sus potenciales clientes o en acciones comerciales que más bien entran en el dominio de ventas. En la lista, la publicidad suele quedar muy por debajo y casi se podría decir que los anuncios se ven como algo de consumo.

Sin embargo, esto es un error. La publicidad también puede ser un activo muy potente para el universo business si se trabaja bien la creatividad y se evitan algunos de los lastres tradicionales de los anuncios del sector. Esto es lo que se concluye de un análisis que publica MarketingWeek.

En general, se podría decir que los marketeros B2B deben empezar a escuchar qué dicen los análisis y los casos de éxito para tomar sus decisiones de publicidad. Ahora mismo, como señalan en el análisis, la publicidad de las compañías B2B es demasiado racional, tiene pocos elementos claro de marca y no sigue una línea consistente en términos de estrategia y posicionamiento de marca.

Deben aprender a cómo no hacer anuncios aburridos y cómo lograr que conecten con sus audiencias. El 77% de las creatividades B2B son, ahora mismo, recuerdan, bastante terribles: son aburridas y resultan poco efectivas.

La publicidad B2B necesita más emociones

Cuando se habla del universo de consumo, las emociones son un elemento recurrente. Los marketeros tienen muy claro el poder de lo emocional y también que para conectar con las audiencias no les queda más remedio que pasar por esa cuestión. Las emociones logran un mejor recuerdo de marca y una mayor conexión. Y, si esto está claro para el consumo, ¿por qué se olvida por defecto para el universo B2B?

Como explican en el análisis, un mensaje emocional se recuerda mucho mejor en el momento de la compra, también en el universo de negocio. Un estudio de 2019, recuerdan, ya apuntó que la publicidad emocional logra mejores resultados a largo plazo a la hora de crear imagen de marca. A pesar de ello, la publicidad emocional B2B es muy limitada. Pocas marcas lo están empleando y sacando partido de este hecho.

El poder de tener una potente imagen de marca

El anuncio no solo debe ser emocional y conectar a ese nivel con los clientes. También tiene que conseguir que estos recuerden a la marca, que esta se asiente en su memoria. En cierto modo, ese es un problema general que tienen no pocas marcas B2B. Su identidad de marca es difusa. O bien no se entiende muy bien qué son o quien o no se tiene una mezcla general sobre las marcas que hacen un tipo de productos.

Por tanto, y volviendo a lo que señalan en el análisis, las compañías B2B deben potenciar la presencia de sus marcadores de marca en sus anuncios. Tienen que incluir elementos que conecten la campaña con su imagen de marca y con su identidad, desde colores a tipografías partiendo por eslóganes y otros elementos de marca. Y, en general, se tiene que dotar a la marca de un carácter, de un elemento crucial que la represente y que el consumidor reconozca.

Comprométete con tu publicidad

Y, finalmente, de poco vale haber hecho un anuncio con ciertos marcadores y comprender la importancia de la publicidad si a la hora de la verdad no se hace nada 'de verdad' con ello. Esto es, hay que cerrar un compromiso, que posicionarse invirtiendo en publicidad.

Tus anuncios B2B no tendrán ningún impacto, por muy buenos que sean en el plano teórico, si después nadie los está viendo. La publicidad requiere inversión y gasto y solo hay que pensar en cómo invierten las grandes marcas para verlo.